Se acaba el sueño de un Eibar que baja a Segunda

Se acaba el sueño de un Eibar que baja a Segunda

La goleada del Valencia por 4-1 acabó con las esperanzas del conjunto armero de seguir vivo en Primera División

Tras siete temporadas en la máxima categoría del fútbol español, el Eibar deberá volver a saborear el fútbol de plata

Punto y final a la andadura del Eibar en Primera División. Punto y final al sueño de un equipo humilde con un estadio y una afición que encandilaron a los aficionados al fútbol desde el primer encuentro. El recital de Guedes en ataque (anotó un doblete) fue demasiado para una defensa 'armera' muy endeble que concedió en exceso. Soler se sumó a la fiesta con otros dos goles para sentenciar el encuentro por la vía rápida y apuntillar al Eibar.

FICHA TÉCNICA
LaLiga Santander

VAL

4 ________________ 1

EIB

ALINEACIONES

Valencia

Cillessen; Correia (Piccini, 69'), Paulista, Guillamon, Diakhaby (Mangala, 85'), Gayá; Wass (Racic, 69'), Soler, Kang-In (Vallejo, 80'); Guedes, Maxi (Gameiro, 80').

Eibar

Dmitrovic; Correa (Pozo, 69'), Oliveira, Arbilla, Cote; Recio, Expósito (Diop, 69'), Atienza, Kevin (Gil, 36'); Kike, Muto (Enrich, 36').

Goles

1-0 M.3 Guedes. 2-0 M.22 Soler. 3-0 M.30 Soler. 3-1 M.38 Gil. 4-1 M.49 Guedes.

Árbitro

Pizarro Gómez. Sin tarjetas.

Incidencias

Estadio de Mestalla (2.600 espectadores).

El equipo eibarrés ascendió por primera vez en su historia a Primera División en la temporada 2013/14. Desde entonces, siete temporadas ha durado la ilusión a un equipo que pasó de luchar en Segunda B a codearse durante casi una década con las estrellas de LaLiga. La primera parte ante el Valencia fue el fiel reflejo de una campaña muy complicada.

Apenas habían transcurrido tres minutos cuando Guedes ya soltó su primera perla en el encuentro. Después llegarían muchas más. El portugués recibió de Soler y no falló ante un Dmitrovic que vio cómo el disparo entraba por su propio palo. Duro golpe para el Eibar, que en ese momento ya estaba matemáticamente descendido. La decepción fue todavía mayor cuando Soler activó el modo centrocampista llegador y anotó un doblete con dos remates de primeras dentro del área.

Partido sentenciado, y Mendilibar que no lo podía creer. El técnico introdujo dos cambios ya en la primera mitad. Uno de ellos fue Bryan Gil, que como siempre revolucionó todo el ataque de su equipo y recortó distancias antes del descanso. No obstante, el ímpetu con el que salió el Eibar de los vestuarios se vino abajo solo cuatro minutos después, cuando Guedes subió al marcador el cuarto, el segundo de su cuenta particular.

Enésima exhibición del extremo luso en este final de temporada en el que hemos podido volver a disfrutar del Guedes que aterrizó en el Valencia en su primera temporada. Los segundos 45 minutos se convirtieron entonces en un simple trámite, con un Eibar que quiso morir de pie y siguió luchando, seña de identidad inequívoca durante siete temporadas en Primera, hasta el silbato final de Pizarro Gómez.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil