Jon Rahm y Sergio García tiran (sin mucho éxito) de Europa

La pareja española volvió a ganar su partido de foursomes para tratar de meter a Europa en la lucha por la Ryder en Whistling Straits

El capitán Harrington volvió a unirlos por la tarde en la jornada de fourballs con el objetivo de que siguieran sumando y darse una opción este domingo

Jon y Sergio siguen disfrutando de su juego en pareja pero el resto no les siguen
Jon y Sergio siguen disfrutando de su juego en pareja pero el resto no les siguen | AFP

La pareja española formada el castellonense Sergio García y el vizcaíno Jon Rahm se ha convertido en el único gran salvavidas de Europa en esta Ryder Cup que se disputa en Whistling Straits (Wisconsin), con el objetivo de tirar de sus compañeros y darse una oportunidad de ganar el torneo este domingo.

El capitán, Padraig Harrington, no dudó en ponerlos de nuevo juntos en la matinal de foursomes y la apuesta le salió bien ya que los dos españoles, cada vez más compenetrados, sacaron su partido adelante ante Brooks Koepka-Daniel Berger, por 3 y 1.

Un partido que se complicó muchísimo ya que empezaron dominando los estadounidenses por tres hoyos, aunque poco a poco, y con un Sergio tomando el liderato de la pareja, lograron darle la vuelta y llevarse el primer punto de la mañana.

Los demás no les siguen

Aunque su gran actuación matinal no tuvo continuidad en los otros tres partidos de foursomes, que acabaron para el bando estadounidense, para situar un preocupante 3-9 a falta de los encuentros de fourballs de la tarde.

Los ingleses Paul Casey-Tyrrell Hatton caían ante Dustin Johnson-Collin Morikawa, por 2 y1, al igual que la pareja ‘novata’ Hovland-Wiesberger, que sucumbían ante Justin Thomas-Jordan Spieth, por 2Up. Tampoco podían aportar nada la pareja Westwood-Fitzpatrick, que perdían ante Schauffele-Cantlay, por 2y1.

“Parece una semana dura para el equipo”, reconocía Jon Rahm. “Aunque todavía no ha acabado esto y esperemos que mejore la cosa”.

También juntos en los fourballs

El capitán volvió a poner a los dos españoles juntos, que se batían en los fourballs con una pareja realmente dura, formada por Koepka y Jordan Spieth. Una batalla que se libraba de madrugada con la necesidad de sumar para tener opciones el domingo.

La clave para Europa en la jornada de tarde era dejarse un resultado abierto para tratar de dar la sorpresa en los individuales del domingo y tratar de emular el ‘Milagro de Medinah’ en 2012 donde Europa llegó a la jornada final perdiendo por 6-10 y pudo darle la vuelta para acabar ganando 14,5 a 13,5.

Ahora Europa, a diferencia de entonces, y como defensor de la Ryder, solo necesitan llegar a los 14 puntos para retenerla. Aunque, vistas las dos primeras jornadas, se antoja complicado llegar a esa cifra con un equipo estadounidense crecido al amparo de su público.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil