Arranque de temporada descafeinado en Montilivi

Arranque de temporada descafeinado en Montilivi

Gerard Gumbau, durante su etapa en el Girona
Gerard Gumbau, durante su etapa en el Girona | Twitter Girona

La media de espectadores en el estadio apenas supera los 2.000 tras cuatro jornadas

La entrada más alta fue contra Las Palmas, con un total de 2.163 aficionados en las gradas de Montilivi

Son apenas cuatro jornadas de Liga pero tres de ellas las ha disputado el Girona en su estadio. La respuesta del público, sin embargo, ha sido descafeinada. Cierto es que, ni por asomo, con la pandemia todavía activa, el estadio puede abrir sus puertas como antaño. Pero con el 30 por ciento de su capacidad funcionando -será del 40 con las nuevas medidas adoptadas- tampoco se han podido llenar todavía los 3.360 asientos disponibles. A la hora de la verdad, no se ha cubierto el expediente. La media es de apenas 2.058 espectadores por partido. Bastante pobre, teniendo en cuenta que, sobre el papel, el objetivo de esta temporada es el de intentar luchar por estar arriba.

El primer aviso, en el estreno. Contra el Amorebieta, en el primer partido de liga regular desde hacía un año y medio por culpa del coronavirus -sin contar con los experimentos de la promoción de ascenso-, apenas se citaron 1.871 espectadores. Un poco más de la mitad de los que podían entrar. La cosa mejoró poco después, aunque tampoco era para tirar cohetes. La mejor entrada coincidió con el 0-0 ante la UD Las Palmas, en el segundo partido de Liga. Aquel día la cifra ascendía hasta los 2.163 aficionados. Casi la misma que el pasado viernes con el Sporting: 2.141.

La media, por lo tanto, supera por muy poco los dos millares de personas en los tres primeros partidos en casa. Números bastante pequeños sobre todo si se tiene en cuenta cuál ha sido la afluencia de público en la categoría en esta última jornada del campeonato. Cada estadio con sus pertinentes limitaciones, aforo y dimensiones pero en general, la respuesta del público ha sido otra. El Cartagena puso a unos 6.000 aficionados en el campo para recibir a la Real Sociedad B, mientras que el Tenerife-Ponferradina reunió a 6.940 espectadores. Fueron 6.353 los que vieron el Almería-Málaga y 5.219 aquellos que siguieron en directo como el Oviedo tomaba el Alcoraz de Huesca

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil