Despiden por no hablar español al refugiado sirio que se hizo famoso por la zancadilla de una periodista húngara

Osama y uno de sus hijos hablan con Emilio Butragueño en el palco del Santiago Bernabéu
Osama y uno de sus hijos hablan con Emilio Butragueño en el palco del Santiago Bernabéu | sport

Osama Abdul Mohsen, el refugiado sirio que hace un año acogió la Escuela Nacional de Entrenadores de Fútbol (Cenafe), ha denunciado que ha sido despedido por no hablar español. 

SPORT

Osama, que se hizo famoso por ser zancadilleado por una periodista húngara cuando intentaba huir de un contrrol policial para entrar en el país magiar huyendo de la guerra de Siria, se convirtió en un fenómeno mediático y rápidamente fue acogido por la Cenafe, quien le hizo un contrato de un año para que por las mañanas realizara tareas administrativas y por las tardes ayudara a los entrenadores de la escuela en algunos equipos de niños.

Sin embargo, la Cenafe decidió no renovar en septiembre el contrato por la incapacidad de Osama de aprender a hablar castellano, una de las condiciones que le pusieron para darle el trabajo. 

Miguel Ángel Galán, presidente de Cenafe, asegura que su despido se debe "estrictamente" a cuestiones profesionales y añade que en febrero de 2017 sería reintegrado a la escuela si logra aprender el idioma.  También aclara que los gastos de vivienda seguirán corriendo a cargo de la organización hasta noviembre de 2017. 

Atrás quedan aquellos días en los que Osama y sus hijos recorrieron las cadenas de radio y televisión para explicar su aventura y cuando recibieron una invitación al palco del Real Madrid para asistir a un partido ante el Granada en el que el hijo más pequeño, Zaid, saltaba al césped cogido de la mano de Cristiano Ronaldo. 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil