El Nottingham Forest quiere a Óscar García en su banquillo

El Nottingham Forest quiere a Óscar García en su banquillo

Óscar García dirige actualmente al Red Bull Salzburg, de la liga austríaca
Óscar García dirige actualmente al Red Bull Salzburg, de la liga austríaca | sport

El club inglés hizo saber este lunes que ha iniciado contactos con el representante del técnico catalán

Pero la actual situación del Forest, en la zona baja de la tabla y en peligro de descender a la tercera categoría, podrían frenar la operación

El Nottingham Forest busca nuevo entrenador después de la destitución del francés Philippe Montanier. Este lunes ha trascendido que el club británico está manteniendo contactos con el representante del técnico catalán Oscar Garcia.

Pero el estado de caos que vive el club de la Championship le puede complicar la vida en su tentativa de llevar Oscar al banquillo donde una vez se sentó Brian Clough.

Fuentes cercanas al Forest confirmaron este lunes por la tarde que el club ha comunicado al representante de Oscar que quieren hablar con él. Oscar prefiere mantener un silencio y dejar todo en las manos de su representante.

Pero el actual entrenador del Red Bull Salzburgo sigue muy de cerca el futbol inglés y está al corriente de los problemas del Forest, que podria bajar a la tercera categoria esta temporada.

El Forest cesó a Montanier, ex míster de la Real Sociedad, después del empate sin goles en Aston Villa, decisión que no sorprendió a nadie. Fawaz Al Hasawi, muy contestado por la afición, sigue siendo el propietario del club y cree que Oscar García sería el hombre idóneo para relanzar al equipo y evitar su descenso.

Oscar todavía le interesa un posible regreso al futbol inglés pero piensa ser muy cauteloso en su elección de club.

Lo que pasa actualmente en el Forest le puede convencer de que no es ni el club idóneo, ni el momento justo.

Hasta la semana pasada, todo apuntaba a una compra del Forest por un grupo estadounidense liderado por John Jay Moores, ex dueño del San Diego Padres. Pero, al final, las negociaciones no llegaron a buen puerto.

El club se queda en los manos de Al Hasawi, que también ha intentado venderlo a un grupo griego.

Al Hasawi ya se interesó en Oscar el verano pasado cuando, al final, Montanier llego en el banquillo.