Sport.es Menú

El Barça B desciende a Segunda B con una dolorosísima derrota ante el Leganés

El Barcelona B vio consumado el descenso matemático al caer este domingo ante el Leganés, que a pesar de no jugarse nada, dejó al descubierto las flaquezas de un equipo que regresará a la Segunda División B cinco temporadas después.

EFE/Sport.es

FICHA TÉCNICA

Liga Adelante

Barça B

2-5

Leganés

Barcelona B

Suárez; Campins, Diagne (Bicho, min.75), Ié, Palencia; Gumbau, Babunski (Halilovic, min.57), Cámara (Dongou, min.57); Sandro, Munir y Joan Román

Leganés

Dani Barrio; Rubén Peña, Mantovani, Postigo, César Soriano; Erik, Eraso, Diamanka; Álvaro, Fran Moreno y Rabello

Goles

1-0: Munir, min.11. 1-1: Eraso, min.37. 1-2: Álvaro, min.52. 2-2: Palencia, min.60. 2-3: Rubén Peña, min.71. 2-4: Eraso, min.77. 2-5: Eraso, min.93

Árbitro

De La Fuente Ramos (Comité Castellano-Leonés). Amonestó a Palencia (min.80), por parte del Barcelona B, y a Ruben Peña (min.54), por parte del Leganés

Incidencias

Partido de la 41ª jornada de la Liga Adelante disputado en el Miniestadi ante 1.705 espectadores

El equipo madrileño, liderado por el centrocampista Javier Eraso -autor de tres tantos-, se aprovechó de la irregularidad defensiva de los azulgranas, que se despidieron del Miniestadi dando una pobre imagen.

A los de Jordi Vinyals sólo les servía sumar los tres puntos ante un rival que no se jugaba nada y mantener, así, sus remotas opciones de permanencia, que pasaban, además, por esperar que el Racing de Santander y el Osasuna perdieran en sus respectivos partidos.

Aun así, la intensidad y tensión de los locales no era de las grandes tardes, conscientes de que el tren de mantenerse a la división de plata se les escapó hace ya muchas jornadas.

Salvados desde hace ya semanas, Asier Garitano apostó por dar entrada a jugadores menos habituales que, sin embargo, no desentonaron en el Miniestadi, donde el Barça B se avanzó con un tanto de Munir El Haddadi.

El delantero madrileño, que el sábado se sumó a los actos de celebración de la Copa del Rey del primer equipo, salió en el once inicial y, en el minuto doce, se aprovechó de un rechace defectuoso de Postigo para plantarse solo ante Dani Barrio y anotar el primer tanto de la tarde.

Pocos minutos después, Munir volvió a ser protagonista en otro mano a mano, tras una asistencia de Sandro, que el guardameta visitante rechazó para evitar, así, el segundo tanto azulgrana.

Fueron perdiendo terreno los catalanes que, poco a poco, veían como los madrileños iban gobernando el encuentro con facilidad a través del balón.

En éstas, los blanquiazules empezaron a crear peligro a través de Rubén Peña que, en dos internadas por la banda izquierda, a punto estuvo de conseguir el empate.

Pero José Aurelio Suárez se puso el mono de trabajo para evitarlo con dos intervenciones propias de un portero de balonmano, al rechazar ambos disparos con los pies.

El meta asturiano no pudo hacer nada, sin embargo, para rechazar evitar el tanto de Eraso, que solo tuvo que poner la punta de la bota para desviar el disparo mordido de Rubén Pérez y firmar, así, las tablas antes del descanso (min.37).

Tras la reanudación, las sensaciones no mejoraron para los de Vinyals, que no podían hacerse con el balón, circunstancia que aprovecharon los visitantes para ponerse por delante en el marcador con un tanto precioso de Álvaro. El 'carrilero' del Leganés controló dentro del área y se acomodó el balón a su zurda para batir a Suárez con una plástica rosca.

Se veía obligado a reaccionar Vinyals, que dio entrada a Dongou y Halilovic para encontrar el camino del gol. El empate, sin embargo, lo firmó el lateral Sergi Palencia con un cabezazo en el interior del área tras un preciso centro de Joan Román (min.60).

Tras el tanto, el encuentro se enloqueció. Munir tuvo el tercero en un zurdazo que escupió el travesaño, pero las más claras las tuvo el Leganés con un mano a mano de Rubén Peña, un remate de Eraso que salvó Ié bajo la línea de cal y un cabezazo de Mantovani, tras un córner, que volvió a salvar el meta azulgrana.

Finalmente, la insistencia de los madrileños tuvo premio. En otro despropósito defensivo, Ruben Peña cabeceó solo en el interior para firmar el tercero (min.71). En el minuto 77, Eraso sentenció el partido y en el 93 el mismo jugador pondría la puntilla, aprovechándose, de nuevo, de la pasividad de la zaga azulgrana.

El Barcelona B firmó su sentencia de la peor manera posible con un Mini prácticamente vacío -1.705 espectadores- que acabaron cantando el "Campeones, campeones" en referencia a la Copa del Rey que el primer equipo ganó en la noche del sábado mientras el filial estaba descendiendo. 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil