Denuncia a la policía por hacerle pasar un control de alcoholemia y gana el juicio

El conductor habría estado involucrado en un accidente antes de pasar la prueba

Por qué puedes dar positivo en el test de alcoholemia sin haber bebido alcohol

Por qué puedes dar positivo en el test de alcoholemia sin haber bebido alcohol / EFE

Sport.es

En noviembre de 2023, en Paracuellos del Jarama, la Policía Local acudió a un accidente de motocicleta en la Avenida de los Hoyos. Tras llegar al lugar de los hechos hallaron al conductor con un fuerte dolor en el brazo, además, notaron que tenía dificultades para andar y hablar y sospecharon de que estaba bajo los efectos del alcohol. Los agentes decidieron realizar una prueba de alcoholemia pero el incidente terminó de una manera muy distinta a lo esperado.

Tras realizar la prueba, el conductor dio un resultado positivo de 0,47 miligramos de alcohol por litro de aire espirado. Este tipo de resultados conlleva una multa de 600 euros, así como la pérdida de un total de 4 puntos del carné de conducir.

Sin embargo, la segunda prueba, que es necesaria para llevar a cabo la sanción, no se completó correctamente. La policía alegó que el conductor había interrumpido el test y terminó trasladando al conductor al Hospital Reina Sofía de San Sebastián de los Reyes.

Más tarde, el conductor denunció a la policía, señalando que debido a su estado tras el accidente, con seis costillas rotas y un pulmón perforado no podía completar la prueba. Al llegar al juicio el juez de Instrucción número 3 de Torrejón de Ardoz, determinó que los problemas de salud del conductor imposibilitaban la correcta ejecución del test.

Además, el informe médico corroboró la gravedad de sus lesiones, detallando un “hidroneumotórax, siete fracturas costales y de clavícula, y contusión pulmonar”.

A raíz de todas estas circunstancias y debido a la imposibilidad física del conductor para finalizar la prueba quedó justificada la anulación de la sanción. Así, a pesar de haber dado un resultado positivo en el test de alcoholemia, el hecho de ser obligado a realizar el test en ese estado físico hizo que el conductor ganara el juicio.