Sport.es Menú

El CSKA conquista su octava Copa de Europa

Ganó la final de la Euroliga siendo superior a un combativo Anadolu EFES que nunca perdió la cara al partido

Larkin fue el mejor del partido pero sus 29 puntos no fueron suficiente para obrar el milagro

El CSKA, verdugo del Madrid, reconquista la Euroliga
El CSKA, verdugo del Madrid, reconquista la Euroliga | AFP

El CSKA reconquista la Euroliga y levantó su octava corona de la historia tras una final que dominó de principio a fin, pero donde el Anadolu nunca bajó los brazos y logró inquietar a su rival en algunos momentos del partido. Al final, victoria por 83-91 y un nuevo título para el connunto moscovita.  

FICHA TÉCNICA

Euroliga

EFES

83-91

CSKA

Anadolu EFES

(20+22+20+21): Micic (10), Larkin (29), Anderson (7), Moerman (2) y Dunston (13) -cinco inicial-; Balbay, Beaubois (3), Simon (15), Motum (4), Pleiss y Sanli.Entrenador: Ergin Ataman (Turquía).

CSKA Moscú

(29+15+24+23): De Colo (15), Hackett (7), Kurbanov (7), Clyburn (20) y Hunter (7) -cinco inicial-; Sergio Rodríguez (6), Higgins (20), Hines (9), Peters, Bolomboy y Ukhov.

Árbitros

Robert Lottermoser (ALE), Luigi Lamonica (ITA) y Olegs Latisevs (LET).

Incidencias

Final de la Euroliga 2018-2019, disputada en el Fernando Buesa Arena ante 13.420 espectadores, según datos de la Euroliga. Presenció el partido en el palco, entre otras personalidades, el lehendakari, Iñigo Urkullu.

El Anadolu, que nunca antes había jugado una final de la Euroliga, salió a la pisa del Buesa Arena convencido de que no podía dejar escapar esta oportunidad y con la intención de buscar de entrada poner ritmo al partido y establecer distancias en base al tino en el juego exterior. 

Lo consiguió algunos minutos, pero pronto el CSKA contrarrestó las intenciones del conjunto turco y se igualaron las fuerzas hasta que a los cinco minutos el conjunto de Moscú tomó la delantera gracias a los triples y cerró el primer parcial con una ventaja de nueve puntos (20-29).

En los segundos 10 minutos el equipo de  Dimitris Itoudis llegó a superar al EFES de 14 (20-34, min. 13), pero el equipo de Ergin Ataman supo recuperarse y poco a poco con una buena defensa que impedía anotar a CSKA se recuperó y se marchó al descanso con solo dos puntos abajo (42-44) tras un parcial de 14-3.

Tras el descanso, el Anadolu Efes incluso llegó a ponerse por delante (45-44) tras un triple de Simon. Pero precisamente a base de triples y con un Clyburn especialmente inspirado en este sentido el equipo moscovita fue dominando el partido y el marcador.  Al equipo turco le pasó todo lo contrario, el acierto en el tiro exterior desapareció y los rebotes acababan siempre en manos del CSKA. Solo Larkin con sus triples y dirigiendo a sus compañeros conseguía mantener al equipo en el partido al que se llegó al definitivo cuarto con 62-68.

El último cuarto si guió la misma tónica del resto del partido. El CSKA dominando el encuentro pero con un Anadolu que nunca perdía la cara al duelo. Se acercaba para presionar a su rival una y otra vez a cuatro puntos (71-75), a seis puntos (77-83) incluso con Larkin, auténtico líder del conjunto de Estamul, con problemas físicos, el Efes seguía pegado.

Una antideportiva sobre Hackett a con 77-85 en el marcador y a falta 2 minutos para el final fue determinante para poner más emoción a la final. 79-85 tras los tiros libres anotados de Dunston, tiempo muerto del EFES y posesión para los de Ataman. ¿Y qué pasó? canastón de Larkin y 81-85 a 1.54 del final. Toda la presión era para el CSKA.

Lo probó el Anadolu con tres ataques consecutivos pero no fue posible y el CSKA acabó ganando por 83-91 y levantó su octava copa de Campeón de Europa.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil