Sport.es Menú

Un inicio de Liga para seguir soñando

Los de Rubi han conseguido siete puntos de doce posibles en este inicio liguero

Este Espanyol parece que sí va en enserio y que quiere lograr cosas grandes

Sergio García está viviendo una segunda juventud
| sport

Siete puntos de doce posibles con dos victorias en los dos partidos de casa. Ese es el extraordinario balance del RCD Espanyol en este inicio en Liga. Sin realizar grandes fichajes de renombre este verano, el conjunto blanquiazul está ofreciendo su mejor versión con una plantilla prácticamente idéntica a la de la temporada pasada pero con un cambio sustancial en el banquillo.

Albert Roche

Joan Francesc Ferrer ‘Rubi’ ha tomado las riendas de un equipo donde congenian a la perfección experiencia y juventud. Jugadores como Diego López, Granero, Baptistao o Sergio García aportan la veteranía a un proyecto a largo plazo. Precisamente fue este último, el autor del tanto que le dio les tres puntos a los pericos la pasada jornada ante el Levante.

Y por otro lado, se encentran jugadores jóvenes como Dídac Vila, Marc Roca o Melendo que cada vez van cogiendo más peso en el equipo y que además sirven de ejemplo para las jóvenes promesas de la cantera blanquiazul que trabajan para tener algún día sitio en el primer equipo. Con lo cual, Rubi con las mismas piezas que tenía la temporada pasada Quique Sánchez Flores ha logrado algo muy importante para la afición, ilusión.

A excepción de Gerard Moreno por Borja Iglesias y la llegada de Roberto Rosales, el resto de jugadores son los mismos que la temporada pasada pero Rubi está logrando dar identidad al equipo. Con un 4-3-3 con las piezas muy definidas, los siete puntos cosechados por los pericos en estas cuatro primeras jornadas le han valido para situarse en la cuarta plaza. Ya lo avisó Sergi Darder en pretemporada donde no se ponía límites para soñar y afirma que el equipo “tenía que intentar ganar la liga”.

Sin embargo, hay que seguir teniendo los pies en la tierra y ser conscientes de que la Liga es muy larga y llegan enfrentamientos muy duros. Tanto es así que este sábado el Espanyol visita ni más ni menos que el Santiago Bernabéu. Un encuentro al que el conjunto perico llega con la moral por las nubes tras su triunfo en casa ante un Real Madrid que lo afronta con la necesidad de sumar los tres puntos y no acrecentar su diferencia con el líder, el FC Barcelona.

Un partido ante un rival de renombre donde los de Rubi pueden demostrar si de ver verdad van enserio para conseguir cosas importantes esta temporada o si todo se queda en agua de borrajas.   

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil