Con Europa olvidada, ya solo vale la permanencia

Wolverhampton ya es historia y la plantilla blanquiazul ya está conjurada para el 'sprint' final liguero

El duelo ante el Valladolid se antoja clave en las aspiraciones de salvación del conjunto perico

La plantilla del RCD Espanyol se ha entrenado hoy para preparar el partido de liga de este domingo ante el Valladolid, un poco tocada tras la derrota abultada contra el Wolverhampton Wanderers inglés en la Liga Europa (4-0) | Efe

Por mucho que se empeñara Abelardo tras el partido, el Espanyol ‘tiró’ la Europa League. Y eso es algo que podía entrar dentro de los planes del club, viendo las dificultades para sumar en el campeonato liguero. Cierto es que el equipo lo intentó en Wolverhampton y dispuso de ocasiones más que claras como para llevarse un mejor botín, pero la pegada es la pegada. 

Albert Gracia

Y este Espanyol, sin Raúl de Tomás, no la tiene. Europa ya ha quedado allí a lo lejos, olvidada, a pesar de que el jueves que viene se tenga que jugar la vuelta. Abelardo volverá a apostar por un once repleto de suplentes, parecido al de la ida. Ese duelo, por mucho escudo que se lleve en el pecho, poco importará a la afición blanquiazul, que ya se conjura para lo que está por venir. 

Y que lo tiene que hacer con una plantilla que ha demostrado que tiene un ‘equipo A’ y otro ‘B’, con mucha diferencia entre ambos. El primero es capaz de competir y bien mientras que al segundo se le notan las carencias. En el Molineux varios jugadores quedaron señalados, demostrando que no hay fondo de armario. Suerte que ya solo queda una competición por disputar.  

Valladolid, único objetivo

Sin la Europa League -si ningún milagro lo remedia-, el cuadro espanyolista ya solo tiene la vista puesta en este tramo final de Liga que se presenta apasionante, repleto de taquicardias. Se viene un calendario complicado en un campeonato liguero que, este año sí, mantendrá a todos los equipos luchando por algo hasta los instantes finales. Primero habrá que viajar a Valladolid para medirse al cuadro de Sergio González en una final de seis puntos. Ese el único objetivo ahora mismo de un Espanyol que no puede mirar más allá. 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil