Sport.es Menú

Calderón: "Hemos hecho mucho para que la gente se enganche al baloncesto"

José Manuel Calderón posó para SPORT en las instalaciones del Palau Olímpic de Badalona
José Manuel Calderón posó para SPORT en las instalaciones del Palau Olímpic de Badalona | sport

Es la elegancia personificada en base. Aporta veteranía, inteligencia y serenidad a la dirección de una selección española que sueña con ganar el oro en casa. José Manuel Calderón se muestra optimista pero cauto ante el gran desafío que se les presenta en la Copa del Mundo.

Maite Antón

A menos de una semana para el debut, ¿qué sensaciones transmite el equipo en la pista?

Estamos bien, creo que cada día hemos ido mejorando y, ahora, nos falta quitar o añadir algunas cositas que no enseñas de cara al campeonato. Nos queda la prueba ante Argentina para ver realmente cómo estamos, pero todo va dentro de lo esperado.

¿Cómo se siente Calderón a nivel personal?

Contento. La verdad es que tenemos un equipo que es fácil de hacer jugar o sea que los bases tampoco tenemos mucho que hacer (risas). 

¿Solo vale el oro?

No, yo creo que hay muchas formas de jugar el campeonato y de acabarlo. Puedes acabar primero y será genial o hacerlo tercero y con una buenísima sensación. Nuestro objetivo es llegar a ese día 14 (el de la final), pero luego ya veremos qué sucede.

Se da por hecho que la final será un España-Estados Unidos. ¿Cómo lleva el equipo esta euforia?

La euforia está fuera. Ojalá la juguemos y podamos competir por el oro, pero nosotros sabemos que nos queda mucho por delante, y a Estados Unidos también. Llevamos muchos años siendo favoritos y tenemos claro que luego lo tienes que demostrar en la pista.

La clave es ir de menos a más en el torneo, pero la exigencia para España ya es máxima desde la primera fase con rivales como Francia, Brasil o Serbia...

Sí, vamos a intentar ser primeros pero lo importante es pasar de fase y lo complicado serán esos cuatro partidos seguidos que tienes que ganar, en los que no te vale perder. Y los rivales son muy iguales, no hay nadie que sea un poquito mejor o peor. 

Dijo que este sería su último Mundial...

Sí, en cinco años habrá gente joven que querrá jugar a esto (risas).

¿Afronta esta cita con una motivación especial?

Lo especial es por el hecho de estar en casa. Después de tantos años jugando, un Mundial en casa es un premio para todos, no solo para nosotros sino también para la afición y la prensa. España es un país de basket. Después del fútbol, nosotros hemos hecho mucho para que la gente se enganche al baloncesto y esperemos que aquí en casa se enganchen muchísimos más.

Con la renuncia de Kevin Durant y las rodillas de Derrick Rose que generan dudas, ¿qué Estados Unidos espera?

Tienen muy buenos jugadores. La gente que no sigue tanto la NBA sabe quién es LeBron James y Kobe Bryant y si no están ellos quizás dicen: ‘No vienen los buenos’. Pero los que van son muy buenos, son All Star y los jugadores franquicia de sus equipos.

¿A quién destacaría?

A muchos: Rose, Irving, Curry, Harden, Davis... Tienen un equipo bastante bueno.

El juego interior español ha demostrado estar en muy buena forma. El dominio en la zona está garantizado...

Tenemos de los mejores jugadores del mundo en esa posición y para nosotros es una ventaja. Ellos hacen que los demás tengamos un poco más de espacio porque las defensas se obsesionan un poco con los pívots y esa es una de nuestras claves.

¿Le falta frescura al perímetro?

No nos preocupa. Son amistosos y no nos ha hecho falta dar ese pasito adelante. Tenemos muy buenos tiradores y habrá un día que metas más o menos, pero es imposible que todos acabemos con veinte puntos. No hay tiros para todos.

¿Cuál es el sello de Orenga en este equipo?

Hay continuidad, tampoco es algo súper diferente. Tenemos un equipo que es fácil de entrenar porque llevamos mucho tiempo juntos y hay un poco de libertad entre comillas. Tenemos unas reglas y sistemas pero al final te tienes que adaptar a los jugadores que tienes. 

Por cierto, ¿cómo se presenta su nueva etapa en los Knicks?

Con muchas ganas e ilusionado. Creo que empezar mi décima temporada en la NBA en Nueva York es grande. Y ahora con la llegada de Phil Jackson y Derek Fisher es el mejor momento.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil