Los fondos europeos "se olvidan" del medio rural: “Nadie nos ayuda y solos no podemos”

“Se forrarán grandes empresas y las consultorías”, auguran los alcaldes, que exigen al Principado y al Estado “asesoramiento y apoyo”

Paisaje rural asturiano.
| sport

Ramón Díaz

El medio rural tiene “casi imposible” acceder a los fondos europeos del programa Next Generation. Los pequeños ayuntamientos carecen de medios propios para elaborar los proyectos y tampoco tienen capacidad económica no ya para cofinanciar los proyectos sino, en la mayor parte de los casos, ni siquiera para sufragar su redacción. Además, las ayudas prometidas por el Estado y el Principado en forma de gabinetes y oficinas de apoyo “ni existen ni se las espera”. Así lo denuncian alcaldes asturianos de todos los colores políticos, que creen que serán los grandes ayuntamientos, las grandes empresas y las asesorías y consultorías privadas las que se llevarán la lluvia de millones que llegará de Europa (140.000 millones, la mitad en préstamos). “Algunos se van a forrar: los de siempre”, auguran los regidores.

José Manuel Fernández, alcalde de Peñamellera Baja, del PP, subraya que la mayor parte de los fondos no responde a las “necesidades reales” de los municipios rurales. Un hecho que se une a que la gestión de los proyectos es “muy compleja”. “Los pequeños ayuntamientos no tenemos equipos para gestionar esos proyectos, así que la única solución sería externalizarlos. De ahí que estemos siendo bombardeados por empresas, asesorías y consultorías. Esas son las que se van a forrar con las ayudas europeas”, critica. Pero, además, los proyectos deben ser cofinanciados por los ayuntamientos, que en la mayor parte de los casos o carecen de liquidez o los interventores municipales no avalan ni destinar dinero ni solicitar créditos a esos fines, resalta Fernández.

“Mucho Next Generation, mucha Asturias vaciada, pero llevamos la legislatura en blanco” por la “desastrosa gestión del Principado”, dice Fernández. Ve “complicadísimo” para los pequeños ayuntamientos favorecerse de los fondos covid, pese a que sus necesidades son “muchísimas”. Tampoco tiene noticia alguna de que el Principado vaya a presentar proyectos relacionados con su concejo. Asegura que “solo hay dinero para cuestiones como crear ‘puntos violeta’, programas ‘corresponsables’ con ayudas al cuidado de hijos de hasta 14 años… Se están inventado proyectos ideologizados. Para eso hay un pastizal de dinero, te tiran con ello. Pero no hay con qué tapar el bache de la carretera. Esas ayudas ahora extradotadas estarían bien si hubiera dinero para todo lo demás”, añade Fernández.

José Manuel Fernández, alcalde de Peñamellera Baja: “Mucha Asturias vaciada, pero llevamos la legislatura en blanco”

En cuanto a las ayudas a empresas privadas, asegura que en su concejo no sabe de ninguna que haya presentado un proyecto. “Las ayudas no están calando en la población. Todo ese dinero se lo van a llevar las grandes compañías que ya tenían proyectos preparados en los que iban a gastar 200 millones y que ahora solo tendrán que gastar 100”. Su petición es clara: que el Principado y el Estado ayuden a los pequeños ayuntamientos a “redactar y cofinanciar” proyectos.

Maximino García Suárez, alcalde de Morcín, de IU, comenta que las líneas de ayuda europeas no recogen las “necesidades reales” de los pequeños ayuntamientos, que además están “muy limitados” a la hora de redactar y cofinanciar proyectos. Proyectos que, además, se someten a concurrencia competitiva, por lo que de no salir adelante se perdería el dinero invertido en su redacción. “No nos podemos jugar un dinero y que el proyecto no salga porque nuestros presupuestos son muy ajustados y elaborarlo con medios propios es muy complicado”, señala.

García critica, sobre todo, que el Gobierno central no haya cumplido su promesa de crear un gabinete de asesoramiento y apoyo a los pequeños ayuntamientos para mostrarles “la hoja de ruta de por dónde ir, qué tipo de proyectos nos pueden beneficiar y cómo ejecutarlos”. Su conclusión: “Se habla mucho de la España vaciada y todos coincidimos en el discurso, pero no se hace nada”. También en su caso está recibiendo un aluvión de propuestas de empresas consultoras para desarrollar proyectos. “Son las que harán negocio con los fondos”, profetiza.

Maximino García, alcalde de Morcín: “Las líneas de ayudas no recogen nuestras necesidades reales”

Víctor Lorido, alcalde de Santa Eulalia de Oscos, del PSOE, ve “muy difícil” que ayuntamientos como el suyo logren ayudas europeas. Solo cuenta con un secretario y un arquitecto que acuden dos días a la semana, con lo que “los asuntos del día a día les comen el tiempo”. No sabe si su ayuntamiento podrá “coger algo”; primero porque “encargar proyectos cuesta dinero” y no es seguro que salgan adelante; y segundo porque desconoce las condiciones que se exigirán. Así que cuando salgan las convocatorias “nos lanzaremos todos como locos a presentar proyectos”. La escasa capacidad económica es otro handicap para los pequeños ayuntamientos. “Nuestro presupuesto anual es de unos 800.000 euros, la mayor parte de los cuales se van en salarios, convenios suscritos con el Principado, la residencia de mayores y el alumbrado. Así que nuestra capacidad para cofinanciar proyectos es escasa. Y para utilizar el remanente de tesorería hay que pelear con el secretario”, lamenta.

Víctor Lorido, alcalde de Santa Eulalia de Oscos: “Cuando salgan las convocatorias nos lanzaremos todos como locos”

No está dispuesto a mejorar los ingresos aumentando los impuestos “a los pocos vecinos que quedan” (unos 450 en el concejo). Su petición: que el Principado o el Ministerio pongan a disposición de los pequeños ayuntamientos una oficina para informarles de las posibilidades de ayudas y para redactar los proyectos. “Si no, serán las consultoras y las asesorías las que se llevarán el dinero”, augura.

Félix Fernández, alcalde de Amieva, de Foro, juzga “muy complicado” acceder a los fondos europeos. “Ni tenemos capacidad para redactar proyectos con medios propios, ni dinero para encargarlos, y mucho menos para cofinanciarlos”, subraya. Critica que no se esté recibiendo “ningún tipo de ayuda, ni de información, ni de asesoramiento” por parte del Principado. Como sus colegas, reclama una oficina de asesoramiento.

Félix Fernández, alcalde de Amieva: “Ni tenemos capacidad para redactar proyectos, ni dinero para encargarlos”

De momento no hay ningún proyecto presentado ni en vías de serlo en Amieva, ni público ni privado. “Estamos cambiando poco a poco el alumbrado público a través del programa Leader, que financia el cien por ciento del gasto. No podríamos hacerlo con ayudas europeas porque solo el proyecto nos costaría 6.000 o 7.000 euros, y encima igual tendríamos que asumir el ochenta por ciento de la inversión. Es imposible para nosotros”. Tiene “muy claro” que quienes más se beneficiarán de las ayudas covid serán “las consultorías y las asesorías y las grandes empresas”.

María Díaz, alcaldesa de Yernes y Tameza: “Tenemos muchas necesidades y muy poco presupuesto”

María Díaz Fidalgo, del PSOE, es la alcaldesa del concejo menos poblado de Asturias, Yernes y Tameza, con 133 empadronados y apenas 50 residentes todo el año. La ausencia de ayuda en forma de guía o información por parte de otras administraciones hace que el Ayuntamiento solo esté “empezando a mirar” posibles ayudas. Pero no sabe a ciencia cierta si podrá acceder a alguna. La regidora resalta la escasa capacidad económica de un concejo cuyo presupuesto se sitúa por debajo de los 300.000 euros, la mayor parte del los cuales se van en gasto corriente. “Tenemos muchas necesidades y muy poco presupuesto. Esperemos que llegue algo de Europa”, clama.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil