McGregor, nada de retirada: "Voy a cobrarme mi venganza"

McGregor, nada de retirada: "Voy a cobrarme mi venganza"

McGregor, dispuesto a luchar contra Nate Díaz
McGregor, dispuesto a luchar contra Nate Díaz | sport

Conor McGregor revolucionó el mundo de la UFC tras publicar en su cuenta de Twitter: "Voy a retirarme joven". Sus palabras se viralizaron a toda velocidad e incluso Nate Díaz, el que iba a ser su rival en Las Vegas el próximo 9 de julio, bromeó con las palabras de su rival.

Luego llegó la cancelación de la pelea programada entre ambos después de que el presidente de la UFC, Dana White, explicará la negativa de McGregor a participar en los actos previos al combate. Entre tanto, el silencio del púgil irlandés era todo un misterio hasta ahora. A través de su perfil en Facebook, McGregor ha respondido a todos y cada uno de los que han dudado de él. Su único objetivo era prepararse al máximo para afrontar su gran revancha ante Nate Díaz.

"Estoy tratando de hacer mi trabajo y luchar aquí. Me pagan para luchar. Yo aún no me pagan por hacer promociones. He perdido en el juego de la promoción y se olvidó el arte de la lucha. (...) 50 vueltas al mundo, 200 conferencias de prensa, entrevistas,  2 millones de sesiones de fotos, y al final de todo me quedo mirando mirando a la derrota a la cara, pensando en nada más que mi preparación para la lucha es incorrecta. Todas las distracciones me llevaron a esto. 

Es el momento de volver a vivir la vida que me consiguió esta vida (...) Necesito centrarme en mí ahora.

Voy a cobrarme mi venganza.

Volé con todo mi equipo a Portugal y a Islandia para ajustar mi preparación y corregir mis errores. Con los ajustes adecuados y el enfoque correcto, voy a terminar lo que empecé en la última pelea. Siempre quiero combatir y hacerlo mejor que nadie, pero solo en esta ocasión, tras una derrota, pedí un poco de margen de tiempo para entrenar y concentrarme. No cierro la puerta a los medios de comunicación. Solo quería un pequeño ajuste en mi preparación pero fue denegado. (...)

Es el momento de ser egoísta con mi entrenamiento de nuevo. Es la única forma. Siento que los 400.000 dólares que he generado poor la compañía en mis últimos tres eventos, todos en 8 meses, son suficiente para que me dieron este ligero margen de maniobra. (...) Todavía estoy listo para ir para el UFC 200. Voy a ofrecer, como ya lo hice, volar a Nueva York para la gran conferencia de prensa que estaba prevista, y luego voy a volver a entrenar. Sin distracciones. Si esto no es suficiente o sienten que no merezco sentarme para esta promoción, bueno, entonces no sé qué decir."

Temas