Salah resucita a Egipto con polémica

Salah resucita a Egipto con polémica

Salah, durante el partido contra Guinea-Bisáu
Salah, durante el partido contra Guinea-Bisáu | AFP

El delantero del Liverpool anotó el tanto del triunfo de su selección en la Copa de África (0-1)

En el tramo final el VAR anuló un gol a Guinea-Bisáu por una falta muy rigurosa sobre Ashraf

Al borde del abismo, después de perder su primer partido de la Copa África frente a Nigeria y cuando parecía destinado a un empate peligroso para sus intereses, Mohamed Salah apareció en el momento justo para resucitar a Egipto, que ganó 0-1 a Guinea-Bisáu con un polémico tanto anulado a Mama Baldé al final del encuentro.

Desaparecido en combate en su estreno ante Nigeria, Salah se redimió en un partido muy sufrido para el combinado dirigido por Carlos Queiroz. Suyo fue el tanto decisivo en un partido que se pudo torcer para Egipto al final, cuando Baldé marcó el empate sobre la bocina y éste anulado por el VAR para decepción de la modesta selección africana.

De hecho, a Baldé le quitaron el que podría haber sido uno de los mejores tantos de la Copa Africa. A falta de nueve minutos para la conclusión del duelo, se lanzó a por todas desde la banda izquierda. Dejó por el camino a Ayman Ashraf y, desde el vértice del área, lanzó un derechazo con rosca inapelable que no pudo salvar el guardameta Mohamed El Shenawy.

Entonces, el árbitro burundés Pacifique Ndabihaweniman avisado por el VAR, vio una falta muy rigurosa sobre Ashraf, que acabó en el suelo cuando fue sobrepasado por Baldé justo antes de su disparo. Por suerte para Egipto, el colegiado decidió a su favor y respiró tranquilo con una victoria que necesitaba para no tener excesivos problemas en la última jornada de la fase de grupos.

Y es que, después de perder contra Nigeria, ya clasificada para octavos después de superar este mismo sábado a Sudán (3-1), Egipto no se podía permitir el lujo de sufrir otro pinchazo. Por eso, saltó al césped enchufado y en los primeros veinte minutos pudo marcar, pero los postes de la portería guineana evitaron que Salah y Mostafa Mohamed inauguraran el marcador.

Después de sus ocasiones, Egipto se atascó y sólo pudo dar un golpe encima de la mesa en el tramo final del choque, cuando, ahora sí, Salah no falló una volea que perforó la portería de Guinea-Bisáu. Ese fue el único tanto del partido. El otro, fue anulado. Fue suficiente para Egipto, aún puede caer eliminado en la fase de grupos. Si pierde ante Sudán y Guinea-Bisáu supera a Nigeria, estará fuera.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil