Sport.es Menú

¿Por qué el clásico puede jugarse el 4 de diciembre?

Las alegaciones de LaLiga dejan claro que la norma de competiciones de la RFEF insta a buscar la primera fecha hábil

Se suma la colisión con la Copa del Rey, Mundial de Clubes y los horarios de la Liga

 El Comité de Competición aplaza oficialmente el Barça - Real Madrid | Perform

Será a las 20:00 horas de este martes cuando concluya el plazo que el Comité de Competición ha dado al FC Barcelona y el Real Madrid para que valoren las alegaciones de la Liga y den una nueva propuesta o fecha para la disputa del clásico.

Ramón Fuentes

Y en este nuevo escenario, la fecha del 4 de diciembre toma mucho peso como la definitiva para la disputa del mismo, porque con independencia de la opinión de los clubs, la última decisión la tiene el órgano disciplinario que, sea cual sea, la deberá argumentar jurídicamente. 

Las alegaciones de LaLiga dejan claro que la norma de competiciones de la RFEF insta a buscar la primera fecha hábil que sería el primer miércoles de diciembre.

Se suma además la colisión con la Copa del Rey, Mundial de Clubes y los horarios de LaLiga. La patronal insta además en sus alegaciones a que el órgano disciplinario adopte la decisión con independencia de los clubes.

NO BASTAN LOS CLUBES

No es suficiente que los clubes acuerden el 18 de diciembre. De ahí que la propia Liga inste en su escrito de alegaciones al Comité de Competición a que fije esta fecha del 4 de diciembre con independencia de los clubes. 

Porque los argumentos expresados por la patronal en el día de ayer son muy contundentes, además de las competencias que considera tiene en la fijación de los horarios del fútbol profesional. Tanto, que el propio Comité se vio obligado a pedir un informe al departamento de competiciones de la RFEF. 

PRIMERA FECHA DISPONIBLE

Primero porque el día 18 no es la primera fecha disponible para la disputa del clásico, como sí lo es el 4 de diciembre. Y las bases de competición de la RFEF establecen que un partido aplazado debe disputarse la primera fecha disponible. Pero además, en el 18 de diciembre la disputa del Clásico colisionaría con dos eventos previstos para ese día. 

Por un lado y más importante, están los 56 partidos de la Copa del Rey y en los que están inmersos todos los clubes de Primera y Segunda, salvo los cuatro equipos de la Supercopa de España (Barcelona, Real Madrid, Atlético y Valencia) una circunstancia que no se da el 4 de diciembre. 

CAMBIOS EN COPA Y LIGA

Colocar el clásico ese día provocaría mover a los equipos de la Copa del Rey al martes 17 y el jueves 19 para no coincidir con el choque, con la repercusión que esta medida tendría; un efecto dominó en los horarios de Liga de las jornadas previa y posterior en Primera y Segunda, obligando incluso a tener que solapar horarios. 

Además de lo que afecta a los clubes y sus aficiones, este hecho afectaría de lleno a los intereses de los operadores de televisión, hasta el punto que este solapamiento y acumulación de partidos provoca que la Liga incumpla sus contratos con los operadores de televisión al no respetarse las franjas horarias y la dispersión de horarios. 

Desde el punto de vista de la audiencia, hacer coincidir los horarios implica un descenso de casi el 60% según un informe de la Liga que también tienen CSD y RFEF. Este problema se evita disputándose el Barça-Madrid el 4 de diciembre.

SEGUNDA INTERFERENCIA 

A todo esto se suma que el día 18 de diciembre el Liverpool disputará la semifinal del Mundial de Clubes de FIFA, lo que supone una colisión más desde el punto de vista de los contratos que LaLiga tiene firmados con operadores internacionales de televisión y que también tienen los derechos de esta competición de FIFA.

En su escrito recuerda que el Liverpool posee un gran número de aficionados y espectadores alrededor de todo el mundo, con el grave impacto también que supondría en aquellos operadores internacionales que tienen acuerdos con la Liga y la propia FIFA.

DIFERENTES VÍAS

Así pues, nos encontramos ante una tesitura del 4 de diciembre como fecha del clásico. Porque pese al enfado de los clubes por este nuevo escenario, el Comité de Competición debe argumentar jurídicamente su decisión, sabiendo además que, en caso de ser el 18 de diciembre,

LaLiga seguirá recurriendo, vía CSD o justicia ordinaria por un solapado de horarios con el consiguiente impacto para todos los clubes en su exposición televisiva de cara a sus patrocinadores y anunciantes.

El extenso escrito finaliza recordando, como recoge el portal especializado en derecho deportivo, que no tiene el mismo valor como producto audiovisual la fecha del 4 de diciembre donde no hay partido alguno frente a la del 18 donde confluyen la Copa del Rey y el Mundial de Clubes.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil