¿Qué vacunas se deben poner antes, durante y después del embarazo? ¿Y contra la Covid?

¿Qué vacunas se deben poner antes, durante y después del embarazo? ¿Y contra la Covid?
| sport

Este verano, en plena quinta ola, los especialistas en ginecología veían con mucha preocupación como se incrementaba el número de mujeres embarazadas ingresadas en UCI a causa de la Covid-19.

En aquel momento saltaron todas las alarmas y los sanitarios comenzaron a pedir a las mujeres embarazadas que se vacunaran contra el coronavirus.

Te puede interesar: ¿Deben las embarazadas vacunarse contra la Covid-19?

Y es que el embarazo es un momento de miedos, donde las dudas se multiplican, sobre todo si hablamos de la toma de medicamentos, determinados tratamientos, o de vacunaciones.

Respecto a las vacunas en concreto, no inocularse las vacunas preceptivas durante la gestación, supone «se desaprovechan oportunidades para proteger a la madre, al feto y al futuro recién nacido frente a enfermedades graves», explican desde el Comité Asesor de Vacunas de la Asociación Española de Pediatría.

«Son muy pocas las vacunas que, por precaución, no debe recibir una mujer embarazada», explican. Por todo ello, los expertos en vacunación explican qué tipo de vacunas y cuando ponerlas para asegurar la salud de madres y bebés.

Vacunas antes del embarazo

Cuando se está planteando la posibilidad de quedarse embarazada, la paciente debe asegurarse que tiene su cobertura vacunal completa de acuerdo con su edad.

Desde el Comité Asesor de Vacunas (CAV) recuerdan que «es especialmente importante la vacunación frente a sarampión, rubeola, parotiditis (paperas), varicela, hepatitis B y tétanos».

En el caso de que falte alguna vacuna en concreto, o alguna dosis de recuerdo, los expertos señalan que la mujer puede recibir cualquier vacuna antes de la gestación.

Pero, por precaución, si se trata de vacunas vivas atenuadas, como la de la fiebre amarilla, la fiebre tifoidea oral, gripe intranasal, triple vírica (sarampión, rubeola y parotiditis), varicela, herpes zóster y BCG (tuberculosis), hay que cumplir unas reglas.

Y es que «deberá evitarse el embarazo durante los 28 días siguientes a la vacunación».

La pandemia ha hecho que sumemos una vacuna más al calendario, la vacuna contra la Covid-19. La CAV recomienda su administración y recuerda que no tiene ninguna incompatibilidad con la búsqueda del embarazo.

Vacunas durante el embarazo

Una vez que se confirma el embarazo, los expertos en vacunas subrayan dos vacunas esenciales durante el embarazo: la de la gripe y la de la tosferina.

En el caso de la gripe, esta vacuna se administrará si el embarazo transcurre en época de gripe. El tipo de vacuna gripal que puede ser administrada en cualquier momento del embarazo será de tipo inactivada.

El otro pinchazo esencial durante el embarazo es el de la tosferina. Desde la CAV indican que se pondrá en todos los casos, con vacuna Tdpa (tétanos, difteria y tos ferina) «a partir de la semana 27 de gestación, preferiblemente entre la 27 y la 32, aunque se admite adelantarla si hay riesgo de parto prematuro«.

¿Y por qué se recomiendan estas vacunas? En el caso de la gripe, los cambios que sufre el organismo de la mujer durante el embarazo pueden provocar complicaciones graves si la paciente se contagia de gripe.

También se ha relacionado la infección por gripe durante el embarazo con problemas en el desarrollo fetal, parto prematuro y bajo peso al nacer, explican los expertos.

En el caso de la tosferina, los expertos en vacunas recuerdan que esta infección «durante los primeros 3 meses de la vida, es una enfermedad grave e incluso, en algún caso, mortal».

Al vacunarse la madre, los anticuerpos llegan al feto a través de la placenta lo que asegura la protección del bebé cuando nace.

Y, por último, la vacuna de la Covid-19. Se debe administrar siempre porque los beneficios son muy superiores a «los riesgos teóricos no comprobados hasta el momento». Sólo deben administrarse las vacunas de ARN mensajero, es decir, la de Pfizer o la de Moderna.

Vacunas en el posparto

Una vez que se ha producido el parto, también es momento de revisar el calendario vacunal si no se ha hecho antes.

Así, la de la tosferina y la gripe siguen siendo fundamentales porque como explica el CAV suelen ser las madres «quienes contagian con más frecuencia a sus bebés recién nacidos de enfermedades infecciosas respiratorias».

Además, se recomienda la vacunación contra la varicela y la triple vírica (sarampión, rubeola y paperas), si no estuvieran vacunadas ni hubieran pasado estas enfermedades.

Y la lactancia materna no es impedimento para vacunarse, más bien al contrario. Mediante la leche materna las defensas pasan al bebé, protegiendo a ambos.

Si se está dando el pecho también es posible vacunarse contra la Covid, eso si, preferiblemente con vacunas de ARN mensajero.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil