Havertz asalta la zona Champions

Doblete de la joya del Bayer Leverkusen ante un rival directo como el 'Gladbach

El VAR y el colegiado concedieron un controvertido y decisivo penalti para los de la 'Aspirina'

Havertz celebra junto al resto de compañeros el 1-0 en el desierto Borussia Park
Havertz celebra junto al resto de compañeros el 1-0 en el desierto Borussia Park | EFE

Como esos frutos secos excesivamente salados que sirven en los bares para fomentar la consumición y remojar el gaznate asiduamente. Kai Havertz es un quebradero de cabeza al servicio de la 'Aspirina'. Un doblete del atacante de moda en la Bundesliga, con el permiso de Haaland, permitió al Bayer Leverkusen doblegar al Borussia Mönchengladbach, adversario directo en la batalla por ese suculento premio llamado Champions

SPORT.es

FICHA TÉCNICA

Bundesliga

MON

1-3

LEV

M'Gladbach

Sommer; Lainer, Ginter, Elvedi, Bensebaini; Neuhaus, Strobl (Bénes, 76'); Hofmann, Embolo (Stindl, 12'), Thuram (Wendt, 78'); Plea.

Bayer Leverkusen

Hradecky; Weiser, Tapsoba; Dragovic (Baumgartlinger, 81'), Sinkgraven; Aránguiz, Sven Bender; Bellarabi (Bailey, 66'), Demirbay, Diaby; Havertz.

Goles

0-1 M.6 Havertz. 1-1 M.52 Thuram. 1-2 M.58 Havertz (pti.). 1-3 M.81 Sven Bender.

Árbitro

Storks (Alemania). TA: Bensebaini / Diaby

Campo

Borussia Park. Sin público.

Seis minutos tardó el joven todocampista con vocación ofensiva en inaugurar el luminoso. Bellarabi filtró un pase desde la derecha y Havertz definió con absoluta parsimonia por debajo de las piernas de Sommer. El 0-1 madrugador permitió a los de Peter Bosz afrontar un encuentro trascendental con la serenidad de un entrenamiento. El ambiente gélido en la grada propiciaba este sosiego. Bender y Bellarabi rondaron el gol. La más clara, no obstante, en las botas de, cómo no, Kai Havertz. Zurdazo que repelió el travesaño. El rechace no lo embocó Demirbay por la oportuna intervención del central Elvedi.

Marco Rose leyó la cartilla a los suyos y los 'potros' salieron desbocados. Thuram durmió con el pecho un balón para iniciar un contragolpe que él mismo culminó con un derechazo cruzado. Ni se lo pensó el hijo de Lilian tras la asistencia picada de Plea. El propio atacante reclamó un penalti de Dragovic por bailar un 'agarraíto'. Storks se inhibió. El colegiado sí señaló en la acción posterior una falta de Elvedi sobre Bellarabi. El delantero ya había definido cuando el central le barrió, pero el trencilla, pese a acudir a la pantalla, no se bajó del burro. Sommer adivinó la intención de Havertz pero el trallazo le dobló las muñecas.

El desgaste físico sembró incertidumbre en Borussia Park. El ritmo bajó y el duelo entró en una fase sin clarividencia. Hasta que apareció Demirbay. Falta lateral ejecutada al corazón del área y Sven Bender que cabeceó a bocajarro librándose de la oposición de Elvedi. Con Havertz, el Bayer no renuncia a nada. 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil