Umtiti no quiere irse

En lo personal está muy a gusto en Barcelona y en lo deportivo confía en poder recuperar sus galones

Es consciente de que el club valoraría ofertas por él y que quieren fichar un central este verano

 Soy joven, ¿eh? Tengo tiempo y tengo que jugar, jugar y jugar y ganar títulos, manifiesta el francés en una entrevista a Futbolmanía | Futbolmania

Samuel Umtiti no escucha ofertas. El francés no piensa en salir del club y se mantiene firme en su deseo de volver a ser una pieza clave en el equipo.

La llegada de Quique Setién reafirmó aún más ese convencimiento de que, con minutos, está listo para volver a ser el central que maravilló en su primeras temporadas en el Barça.

Así lo siente Umtiti, que con el extécnico del Betis, ha recuperado jerarquía y ya no es el tercer central de la plantilla. Desde que Setién cogió las riendas del equipo hay una competencia real con Lenglet para ser el central que acompañe a Piqué en el centro de la defensa.

Una confianza que ha hecho que mejore su rendimiento y que sus actuaciones sean cada vez más convincentes. Pero además del aspecto deportivo, Umtiti se siente muy a gusto tanto en el vestuario del equipo como en la ciudad. En la plantilla tiene en el sector de jugadores franceses (Dembélé, Griezmann y Lenglet) su mejor apoyo, pero también es respetado por los pesos pesados de la plantilla. 

Pese a todo, Umtiti lleva muchos meses conviviendo con los rumores de su salida y es consciente de que el club valoraría ofertas por él. Así lo percibe desde hace tiempo, una sensación que le incomoda y que no termina de entender, sobre todo ahora que el técnico cuenta con él y que la plantilla solo tiene tres centrales del primer equipo. 

El Manchester United es el equipo que más insistió en su día, pero su interés se fue diluyendo con los meses. La negativa del futbolista, que en ningún momento ha tenido intención de salir, así como la desconfianza que sigue generando su rodillas son  dos de los motivos que han ido alejando a Umtiti del United.

Pero hay más: El Barça lo tasaba hasta antes del Covid-19 en 50 millones. Y ningún club ha llegado a esa cifra. Y menos en el contexto actual, donde se prevé un cambio de paradigma en el mercado.

La crisis económica también afectará a los clubes en un verano, donde los traspasos millonarios podrían dar paso sobre todo a intercambio de jugadores. Una fórmula poco habitual en el fútbol, pero bastante comunes en algunas ligas como la NBA. 

La ficha de Umtiti es otro obstáculo para su salida, ya que percibió una notable mejora cuando renovó  hasta 2023. Una renovación que no resultó sencilla para el Barça, ya que por entonces era una pieza indiscutible del equipo y uno de los jugadores con más mercado. Las ofertas con las que contaba el central de la Premier obligaron al Barça a tener que hacer un esfuerzo para ligar su continuidad. 

Umtiti todavía no había tenido que lidiar con unos problemas de rodilla que se fueron agravando. Sobre todo a raíz de forzar en el Mundial de Francia, donde jugó con dolores, y terminó muy tocado. Unos meses después las molestias no habían desaparecido y se encontró con un dilema. El club le aconsejó repetidamente que pasara por el quirófano. Pero se encontró una y otra vez con la negativa de Umtiti,  partidario de un tratamiento conservador. 

Umtiti sabe que su situación no es fácil. El club quiere fichar a un central este verano. Sabe que tiene el cartel de transferible pero aún así confía en recuperar su galones. 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil