Sport.es Menú

Última cumbre Rabiot-PSG para definir su futuro

El futbolista tiene pendiente reunirse con el presidente del club, Al Khelaifi, a principios de la semana que viene

El Barça está informado y esperan que el jugador aguante la presión y decida no renovar

Así juega Rabiot | SPORT.es

El futuro de Adrien Rabiot está a punto de definirse. La próxima semana está prevista una última cumbre entre el futbolista y el presidente del PSG, Nasser Al Khelaifi, para decidir sobre su renovación. Será el último intento del club parisino para retener al centrocampista y la negociación la llevará de forma personal Al Khelaifi, convencido de que puede convencer al futbolista. En el Barça están informados sobre este encuentro y esperan que el futbolista aguante la presión y decida descartar la opción de continuar en el PSG la próxima semana.

El Barça ha ido contemplando en la distancia las continúas reuniones del entorno de Rabiot con el PSG. El futbolista ha ido manteniéndose firme en su postura y tiene encima de la mesa una suculenta oferta de renovación que, por ahora, no ha querido firmar. Las conversaciones con el director deportivo del club, Antero Henrique, han quedado en punto muerto y, por eso, habrá un último intento de los directivos. Y puede pasar de todo. En el Barça hay cierto optimismo, aunque son conscientes del potencial económico del PSG y su capacidad de seducción. Incluso, había cierto temor de que el futbolista renovase de improviso con la oferta que tiene actualmente.

Los únicos escenarios posibles son dos: O Rabiot renueva o se marcha con la carta de libertad el próximo 30 de junio. El PSG ha explorado la posibilidad de venderle en enero, pero más como medida de presión ya que el futbolista es el primer interesado en que no haya traspaso en las próximas semanas. Rabiot es consciente de que puede cobrar una alta prima de fichaje y vincularse a un equipo con posibilidades de ganar la Champions si se va en junio. 

La idea del Barça es mover ficha en el momento que el futbolista rompa definitivamente con el PSG. Y eso puede ser la próxima semana, aunque desde el club blaugrana insisten en que todo está en el aire y respetan las negociaciones abiertas para renovarle. Si no hay fumata blanca, el Barça apretará el acelerador a partir de enero -legalmente Rabiot ya podría firmar porque estaría en sus últimos seis meses de contrato- y hay muchísimas opciones de cerrar la operación. 

Rabiot entiende que la oferta del PSG es muy alta, pero que puede compensarse con la prima de fichaje y, además, tendría la opción de incorporarse a un proyecto deportivo más sólido. Desde Italia e Inglaterra también le están llegando propuestas, pero la insistencia del Barça y el atractivo de jugar con Messi le atraen. Eso sí, nadie a ciencia cierta sabe la decisión final que tomará. Y el PSG no ha dicho su última palabra.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil