Menú
Los orígenes de Arda Turan

Toda la verdad sobre el fracaso de Arda Turan

Fue un fichaje electoral del entonces candidato Bartomeu en plena campaña del 2015

En dos años y medio solo ha jugado 55 partidos y al Barça le ha costado 1 millón de euros por encuentro

El 6 de julio de 2015, la junta gestora del FC Barcelona anunciaba el fichaje de Arda Turan. Dos años y medio después, ya puede confirmarse que la operación ha sido un fracaso. Deportivo y económico. El turco, que está a punto de abandonar la disciplina blaugrana para incorporarse al Basaksehir de su país, ha sido uno de los fiascos más grandes de la historia reciente.

El fichaje de Arda Turan, aunque se disfrazó de apuesta deportiva del entonces entrenador Luis Enrique, fue en realidad una operación electoral de Josep Maria Bartomeu, que se encontraba en plena campaña para volver a ser presidente. La junta gestora encabezada por Ramon Adell cerró la operación con el Atlético de Madrid por 34 millones de euros (más 7 de variables) con una cláusula de retorno (con indemnización de 3,4 millones para el club colchonero) si el nuevo presidente del Barça no consideraba oportuna la operación. Todos los candidatos (LaportaBenedito Freixes) se manifestaron en contra del fichaje por irregular e inoportuno. Solo Bartomeu le dio el visto bueno. Y como fue el vencedor de los comicios, Turan se quedó. Aunque tardó seis meses en debutar.

SEIS MESES SIN JUGAR

Y es que el Barça fichó a Arda Turan aún sabiendo que no podía jugar hasta enero por la sanción de la FIFA. Lo mismo sucedió con Aleix Vidal. Ambos tuvieron que esperar al 2016 para vestirse de blaugranas. El turco debutó el 6 de enero en el partido de ida de los octavos de final de la Copa del Rey ante el Espanyol. Desde entonces, sólo ha jugado 55 partidos. Y ha marcado 15 goles. Unos números muy pobres que aún se hacen más insostenibles si los comparamos con el coste del futbolista: cada partido jugado por Turan le ha costado al Barça 1 millón de euros (tiene un sueldo bruto de 8 millones anuales).

La trascendencia de Arda Turan en el equipo ha ido de más a menos, aunque jamás se ha consolidado como titular. En la primera temporada jugó 1.170 minutos (participó en 25 encuentros), en la segunda 1.847 y marcó 13 goles y en la tercera ni siquiera ha debutado. Valverde jamás ha confiado en el turco, que ya estuvo en el mercado el pasado verano. Turan pudo irse a la Liga china pero desestimó la oferta para quedarse en el Camp Nou a pesar de saber que no estaría ni en el banquillo.

CASI UN EXFUTBOLISTA

Turan está hoy más cerca que nunca de ser un exfutbolista. Se ha abandonado físicamente. Se ausenta de los entrenamientos aduciendo una misteriosa lesión. Y se prodiga en las redes sociales con fotografías con sus amigos y con mensajes políticos sobre su país. Si el Barça consigue traspasarlo al Basaksehir y recuperar aldo de dinero, el negocio será un poco menos ruinoso. Porque a Turan todavía le quedan dos años y medio de contrato. Un auténtico despropósito. Lo que empezó mal solo puede acabar mal... 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil