Arnau Comas da los primeros tres puntos al filial con Koeman de testigo

El central recuperado del Olot resolvió con picardía un partido tenso y equilibrado

El Nàstic reclamó la expulsión de Jandro y en la última jugada del partido, un claro penalti del propio Comas a Oliva

El choque entre Barça B y Nàstic fue competido al máximo
El choque entre Barça B y Nàstic fue competido al máximo | VALENTÍ ENRICH

Debut con victoria para el Barça B ante un Nàstic de Tarragona que puso las cosas muy difíciles. Tras una primera mitad muy trabada, el filial puso una marcha más en la reanudación y llegó el gol de Arnau Comas, que aprovechó, listo y situado en el lugar preciso, el error del meta de los 'granas' Wilfred. En una categoría tan disputada, marcar primero es una enorme recompensa y el resultado final, un subidón de moral para este joven equipo.

FICHA TÉCNICA

SEGUNDA B, grupo 3A

BAR

1-0

NAS

Barça B

Iñaki Peña; Solano, Arnau Comas, Ramos Mingo, Mingueza; Jandro (Lucas, 62'), Oriol Busquets, Ilaix (Álvaro Sanz, 90'); Gustavo Maia (Matheus Pereira, 80'), Zeballos (Peque, 90')y Konrad (Hiroki, 62').

Nàstic

Wilfred; Albarrán, Quintanilla, Rueda, Joan Oriol; Ribelles (Lasso, 80'), Bonilla; Brugui (Carbia, 73'), Fausto Tienza (Fullana, 58'), Pedro (Amang, 73'); y Gerard Oliva.

Gol

1-0 M.57 Arnau Comas

Árbitro

Pérez Muley (Madrileño). TA: Brugui (6'), Ribelles (8'), Jandro (12'), Zeballos (27'), Ilaix (36'), Oriol Busquets (45').

Incidencias

Estadi Johan Cruyff. Partido a puerta vacía.

El Barça B buscó llevar el dominio del juego, pero se topó con un Nàstic ordenado y que se empleó a fondo en sus acciones. Los primeros 45 minutos fueron muy trabados y el colegiado prontó sacó las tarjetas de su bolsillo. Hubo para los dos equipos y el conjunto visitante reclamó con vehemencia una segunda amarilla para Jandro que hubiera dejado a los tarraconenses con superioridad numérica y en clara ventaja. Fue una zancadilla a Albarrán a la media hora de partido. Se la jugó el de Gavà.

En ese momento, las prestaciones de los de García Pimienta ya habían bajado tras un notable arranque. Empezó fuerte el filial azulgrana, con el 4-3-3 irrenunciable y bajo la atenta mirada de Ronald Koeman desde el palco del Johan Cruyff. Un chut seco de Gustavo Maia que salió fuera y un cabezazo de Oriol Busquets en los primeros minutos presagiaron más de lo que sucedió después, pues poco a poco el Nàstic fue frenando el juego de los azulgranas hasta quedarse con pocas ideas. García Pimienta puso al central Óscar Mingueza, que viajó a Getafe con el primer equipo, en el lateral zurdo y fue Ramos Mingo quien acompañó a Arnau Comas en el eje. El juvenil Ilaix fue titular y Konrad partió desde el extremo zurdo, pero estuvo muy vigilado. Bonilla fue el futbolista más peligroso del Nàstic, con dos disparos. Uno salió alto y el otro obligo a Iñaki Peña a intervenir.

Arnau Comas rompe el equilibrio... y propicia la polémica

El Barça B logró sacarse la presión asfixiante de encima en una segunda mitad que empezó movida, con una ocasión por cada bando. Ramos Mingo la tuvo de cabeza y después fue Joan Oriol el que chutó muy fuerte y salió rozando el travesaño. Quien sí acertó fue Arnau Comas a la salida de un córner. falló Wilfred en la salida y el central se estiró y puso el el pie para marcar.

Un gol que le dio otro aire al filial, aunque el Nàstic siguió mostrándose como un equipo peligroso. 'Pimi' refrescó al equipo y dio entrada Hiroki por un Konrad que no logró desordar. También fue el turno de Lucas de Vega, ya recuperado de una lesión.

Aguantó en el tramo final el Barça a un Nàstic que se estiró, pero los de García Pimienta mostraron unos buenos conceptos defensivos y el arbitraje se alió en la última acción del partido, pues fue claro el penalti del autor del gol, Arnau Comas, sobre Gerard Oliva. El Nàstic se fue muy 'caliente' del Johan Cruyff.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil