La rajada de Matheus Fernandes sobre su despido del Barça

El club blaugrana prescindió de sus servicios y le rescindió el contrato el pasado 29 de julio

Su caso es digno de estudio, puesto que fue traspasado a la plantilla del primer equipo y no tuvo una presentación oficial

 El Barça sigue al joven jugador brasileño | sport

Continúa el culebrón de Matheus Fernandes. El FC Barcelona anunció el pasado 29 de junio que prescindía de los servicios del brasileño y le rescindió el contrato que lo ligaba con el club hasta junio del 2025.

"No lo sabía, y cuando lo recibí no creí (sobre su rescisión). Estaba en casa, salía con mi esposa, recibí un mensaje del personal del club preguntando si tenía la misma dirección de correo electrónico, lo confirmé y luego lo recibí. No entendía, se lo envié a mi gerente y abogado. Dijeron que era mi despido. Pasó algún tiempo y mi nombre estaba en la prensa. Sin conversación, nada, ni siquiera me llamaron para decir hola y adiós", comentó el nuevo jugador del Palmeiras. "No sé qué hizo la directiva. No cuesta nada, llama para hablar, creo que es muy poco profesional. Estuvo mal, fue feo por parte del club. Ni siquiera sé cómo sucedió, se lo dejo a mis abogados", ha añadido en declaraciones Globo.

Sin embargo, su aspiración era la de triunfar en el Barça desde hace años. "Siempre tuve el sueño de pequeño de jugar en el Barcelona. Cuando llegué allí, no me trataron como a un futbolista. Se lo dije al director, que no me trataba como a un jugador profesional del Barcelona. Independientemente de ganar mucho, poco, si se hizo esto o aquello, soy jugador del Barcelona", ha comentado decepcionado.

Su caso es digno de estudio, pues no se conoce en la historia reciente del club ningún jugador que haya sido traspasado al Barça, que forme parte de la plantilla del primer equipo y que no haya tenido una presentación oficial. "Quería que me tratasen por igual. Los otros fichajes tuvieron una presentación y yo no. Estaba un poco molesto. Viéndolo desde fuera pensé una cosa y cuando llegué allí me trataron diferente", ha asegurado en el rotativo brasileño.

Matheus, a pesar de la difícil situación que vivió en la capital catalana, no tira la toalla. "Conozco mi potencial. No es el club el que va a empañar mi carrera. Voy a trabajar en Palmeiras, entrenar duro y jugar fuerte. Aún quedan muchas cosas por suceder, puedo convertirme en un ídolo del Palmeiras", asegura con el objetivo de alzar muchos títulos en Brasil.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil