¿Qué fue de la Quinta del Mini más perica?

Quique Álvarez, Velamazán, Roger, Celades y De la Peña, en una imaen de archivo

Galería7 fotos

05/05/2016 - sport

¿Qué fue de la Quinta del Mini más perica?

/

X

DÍDAC PEYRET

Quique Álvarez, Albert Celades, Toni Velamazán, Roger Garcia, Juan Carlos Moreno y De la Peña, claro, el artista anteriormente conocido como Lo Pelat. Pocas generaciones de La Masia tuvieron un impacto parecido a La Quinta del Mini. Ellos tenían que reavivar el recuerdo de un 'Dream Team' que empezaba a ser un sueño cada vez más lejano.

Una actuación memorable ante el Betis encendió la mecha de las expectativas. El 'hype' fue enorme porque aquel 7 de octubre de 1995 el Barça le ganó, 1-5 con una alineación histórica: ocho canteranos, algo que no se veía en un partido de Liga desde hacía cuatro décadas antes.

Era la última temporada de Cruyff en el banquillo, pero el holandés seguía en forma. "Angel Mur tiene más calidad con la izquierda que Iván", aseguró el día siguiente sobre De la Peña. El pequeño Buda, otro de los apodos que le cayeron al canterano, no fue titular ante el Betis, pero marcó un tanto formidable. Una vaselina muy de su estilo, con un giro de tobillo cien por cien De la Peña. 

Era el curso 1995-96 y el Barça había fichado a jugadores como Figo, Kodro o Prosinecki, además de recuperar a Óscar Garcia. Nadie pensaba entonces que aquello sería solo un sueño fugaz, una eventual demostración de fuerza de una generación que terminó lejos del Barça, y con algunos de ellos viviendo sus mejores años en el eterno rival de la ciudad.

De la Peña: un sueño efímero

El caso más sonado es el de Iván de la Peña. Como jugador del Espanyol logró incluso la internacionalidad. Pero, su gran triunfo, fue lograr por fin tener continuidad tras muchos años de muchas lesiones musculares, el gran talón de Aquiles de su carrera. En en el conjunto perico formó una sociedad demoledora con Tamudo. Ambos fueron los grandes protagonistas del 'Tamudazo', uno con sus asistencias, otro con los goles.

De la Peña se pasó más de media carrera futbolística conviviendo con la etiqueta de futbolista de culto para los aficionados, pero a menudo un problema para los entrenadores. Su tendencia a buscar siempre el último pase (y desatender las labores defensivas), así como su carácter imprevisible, hicieron de él un futbolista único y genial.

En ninguna parte lo comprendieron mejor que en el Espanyol. En la actualidad está metido en el mundo de la representación de futbolistas junto a uno de sus grandes amigos: Carles Puyol

la zurda del Mini 

Roger Garcia, el pequeño de la saga Junyent era un mediocampista con una zurda exquisita. Un jugador templado, de escuela Barça, con un disparo potente, aunque con un punto de timidez que se trasladaba en el campo. Nunca fue un jugador de arrebatos y a pesar de tener minutos en el Barcelona, la llegada de Van Gaal, al igual que a su hermano, no le sentó nada bien.

En el Espanyol fue un futbolista importante y se guarda muy buen recuerdo de él. En la actualidad es el segundo de Gerard en la selección catalana.

el benjamín del grupo

Fue otro de los protagonistas ante el Betis. Cruyff pensó en él para ocupar la posición de Bakero, por detrás del delantero. Toni Velamazán era el más joven de esa quinta. Y por aquel entonces tenía 18 años. Velamazán tenía mucha zancada y una gran envergadura.

Era bastante rápido para su altura y un futbolista con presencia en el área. En el Espanyol su rendimiento fue de más a menos aunque tuvo un gran protagonismo. En la actualidad trabaja en las inferiores del club perico como ojeador

El preferido de Johan

Albert Celades era el preferido de Cruyff. Un centrocampista delicado, con un gran manejo de balón, capaz de adaptarse a la posición de interior o mediocentro. Ya en esa época exhibia una gran madurez tanto en el campo como fuera. Una lesión en una final copera ante bel Atlético es uno de sus peores recuerdos. Con Van Gaal se recicló como '4', ocupando la posición de Guardiola. Al igual que Moreno y Quique Álvarez, no jugó con el Espanyol.

Celades pasó por clubs como el Madrid o el Celta, y en la actualidad es el seleccionador de la sub'21. También está haciendo carrera como entrenador Quique Álvarez, que entrena el Juvenil B del Barcelona. El central nunca llegó a consolidarse con el Barcelona y sus mejores días fueron en el Villarreal.

Juan Carlos Moreno era el mayor de la Quinta del Mini y solo estuvo una campaña con el primer equipo. Antes de ser entrenador, actualmente está a cargo del Numancia B, destacó como un delantero rápido. 

"Fue la mejor generación hasta que llegó la que lo ha ganado todo. Faltó algo, continuidad, un par de resultados... Fue una lástima”, recuerda ahora Óscar Garcia. Tres partidos fatídicos -la vuelta ante el Bayern, la final de Copa y la exhibición de Caminero en el Camp Nou- penalizaron a una generación que sigue formando parte del imaginario culé.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil