Por qué Koeman no puede ser sancionado por el Comité de Competición

Koeman: ¿Por qué el VAR solo se utiliza en contra del Barça? | EFE

En la tarde de ayer informamos en el diario SPORT de la denuncia que el Departamento de Integridad de la RFEF iba a trasladar al Comité de Competición sobre las manifestaciones emitidas por Koeman nada más concluir el partido del pasado sábado en el Camp Nou. Declaraciones que, según fuentes jurídicas consultadas por este periódico, son difícilmente sancionables por el órgano disciplinario de la RFEF.

Primero debemos partir por recordar las palabras del técnico holandés que en sala de prensa dijo textualmente lo siguiente acerca de la decisión polémica de la jugada del penalti de Lenglet a Sergio Ramos que Martínez Munuera pita a instancias de la indicación de la sala de VAR donde estaba el colegiado internacional Sánchez Martínez. Textualmente Koeman dijo lo siguiente: "Ha influido mucho. No entiendo el VAR, creo que solo es VAR cuando es contra el Barcelona. Estos agarrones pasan siempre en el área. Llevamos cinco partidos y ninguno nos ha beneficiado. Las tarjetas de Getafe".... No nos merecemos perder así".

El técnico holandés siguió en el distinto rasero de esta tecnología: "Le he dicho que ojalá algún día me puedan explicar cómo funciona el VAR en España. Llevamos cinco jornadas y el VAR sólo ha entrado en contra del Barça. Nunca a favor. Ni en el penalti a Messi en Sevilla, ni en las dos rojas en Getafe. Le he preguntado por qué sólo hay VAR contra el Barça".

Ahora vayamos al artículo al que se expone el técnico holandés y que ha entrado en vigor esta temporada. Se trata del 100 bis y que dice textualmente lo siguiente: “La realización por parte de cualquier persona sujeta a disciplina deportiva de declaraciones a través de cualquier medio mediante las que se cuestione la honradez e imparcialidad de cualquier miembro del colectivo arbitral o de los órganos de la RFEF; así como las declaraciones que supongan una desaprobación de la actividad de cualquier miembro de los colectivos mencionados cuando se efectúen con menosprecio o cuando se emplee un lenguaje ofensivo, insultante, humillante o malsonante, serán sancionados:
- Tratándose de futbolistas, técnicos, preparadores físicos, delegados, médicos, ATS/FTP, ayudantes sanitarios o encargados de material, de cuatro a doce partidos de suspensión y multa en cuantía de 601 a 3.005,06 euros".

Pues bien ahora el Comité de Competición tiene un serio problema una vez el juez instructor o el propio comité eleve una propuesta de sanción para el entrenador azulgrana. Jurídicamente hablando Koeman en sus manifestaciones muestra su disconformidad con la tecnología de VAR, con el instrumento y su aplicación en lo que afecta al Fútbol Club Barcelona. Pero en ningún momento ataca directamente a ninguno de los dos miembros del cuerpo arbitral implicados, ni Martínez Munuera ni Sánchez Martínez. Muestra su disconformidad sobre la aplicación de la tecnología.

Es más hace público que le pidió al colegiado valenciano que le explicara como funcionaba dicha tecnología. Luego no se cumple ninguna de las condiciones previstas en el artículo 100 bis. Ni la parte relativa a cuestionar "la honradez e imparcialidad de cualquier miembro del colectivo arbitral" ni tampoco suponen "una desaprobación de la actividad de cualquier miembro de los colectivos mencionados". Es evidente también que nunca emplea lenguaje ofensivo, malsonante etc.

Así pues el Comité de Competición tiene un problema para argumentar su decisión, en caso de decidir sancionar al técnico azulgrana, porque está expuesto a que sea revocada en instancias superiores como Apelación o el propio TAD. La ambigüedad de Koeman, que se ratificó ayer en sus palabras y donde ataca al VAR y nunca a ninguna figura arbitral, da pie a esta situación.

Ramón Fuentes

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil