Morata no pierde la esperanza de vestir de azulgrana

El acuerdo entre el FC barcelona y el jugador está cerrado, por lo que Álvaro aún confía en que pueda realizarse la operación

El giro de guión en la renovación de Dembélé ha dado esperanzas y sería un paso significativo mientras está pendiente del OK de la Juve y Atlético

Morata cerró el marcador ante el equipo ruso | Telefónica

El posible fichaje de Álvaro Morata por el FC Barcelona ha entrado en su recta final. El futbolista no pierde la esperanza de que la operación llegue a buen puerto, pese a las muchas complicaciones por estar implicados el propio Barça, la Juventus y el Atlético de Madrid.

El principal motivo al que se aferra el futbolista es al acuerdo que tiene con el club bluagrana. Morata está conforme en las condiciones ofrecidas por el Barça y acepta el reto de jugar un año y medio como cedido para ganarse posteriormente un contrato de más larga duración en el Camp Nou.

Morata está muy motivado por la confianza que le ha depositado Xavi Hernánez y está convencido de que podría explotar sus mejores virtudes de la mano del de Terrassa. El jugador se encuentra ahora en Madrid por el parón internacional de este fin de semana y ha sido visto junto a su representante, Juanma López, con quien está planificando su futuro.

Otro motivo para la esperanza es el giro de guión en el caso Dembélé. Sus representantes hablaron con Xavi Hernández y ahora ha cambiado la predisposición para renovar. Una revisión de contrato aligeraría el peso de la masa salarial y el Barça contaría con mayor fair play financiero para afrontar la llegada de Morata.

Dificultades con Juve y Atlético

Los problemas llegan mucho más por el costado de la Juventus y, sobre todo, del Atlético de Madrid. La Juve sigue negociando el fichaje de Vlahovic por unos 60 millones, pero ahora se ha sumado el problema de que el delantero de la Fiorentina ha dado positivo por Covid-19. Cuando parecía que los juventinos tendrían ya el recambio de Morata, siguen las complicaciones.

De todos modos, las dificultades de la Juventus son subsanables. Mucho peor es el escenario con el Atlético de Madrid. Los colchoneros no parecen estar por la labor de facilitar que se refuerce un rival directo y el Barça tendrá que explotar mucho más la vía económica. Es decir, que los intereses económicos del club colchonero predominen. En este sentido, la negociación de la opción de compra que tiene el Atlético sobre Griezmann al término de la próxima temporada puede ser un factor clave.

El mercado de invierno sigue abierto y hasta el lunes puede darse todavía cualquier escenario. De momento, el Barça juega con la carta de la voluntad del futbolista. Y ya es mucho para abordar un fichaje de esta consideración.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil