La Masia en el primer equipo: más minutos, pero menos nombres

Este año han participado con el primer equipo 12 jugadores formados en la cantera, la cifra más baja desde la temporada 2006/07

Han acumulado un total de 22.114 minutos, una cifra ligeramente superior a la del año pasado

Esto sí es una carta de presentación: El esperanzador debut de Mingueza | MEDIAPRO

La cantera se recupera en el primer equipo. O no. Depende de la lectura que se haga. Esta temporada, la suma total de minutos sobre el terreno de juego de jugadores formados en las categorías inferiores del Barça ha sido de 22.114. Esta cifra es superior a los 20.357 que se sumaron la temporada pasada, cuando se registró el cuarto dato más bajo de todo el siglo.

Sin embargo, el dato más preocupante es la poca participación en el primer equipo de jugadores formados en La Masia: tan solo 12. No se veía una cifra tan baja desde la temporada 2006/07, cuando también fueron doce. Ha llovido.

Los Jordi Alba (4195), Messi (4191), Busquets (3518), Mingueza (2796), Araujo (2235), Piqué (1921), Sergi Roberto (1187), Ilaix (676), Ansu Fati (597), Riqui Puig (592), Aleñá (170) y Konrad (36) son el relevo de Puyol (4809), Valdés (4500), Xavi (4156), Iniesta (3947), Messi (2757), Oleguer (2059), Motta (1561), Jorquera (810), Marc Valiente (44), Crosas (13), Jeffren (5), Jesús Olmo (2). Generaciones bajo mínimos.

La presencia de Mingueza, Araujo o Ilaix son algunas de las notas más agradables de una temporada llena de claroscuros. Las lesiones de Sergi Roberto, Piqué o Ansu Fati han impedido que la cifra total fuese superior. Sin embargo, muchos achacan a Koeman las pocas apariciones de Riqui Puig con el primer equipo, así como con Konrad, que tan solo ha participado en tres partidos. Collado, por otra parte, el líder del Barça B, no ha tenido ni tan siquiera la oportunidad de participar.

Con Guardiola y Tito, los mejores registros

Desde la temporada 2004/05, año en que se ganó el primer título del siglo con Rijkaard en el banquillo, la presencia de canteranos en el primer equipo no hizo más que ganar peso progresivamente en cuanto a minutos sobre el terreno de juego. El récord se registró la temporada 2012/13, con Tito Vilanova en el banquillo: 41.199 minutos repartidos entre 19 jugadores.

Guardiola, conversando con Tito Vilanova durante el partido


| Valentí Enrich

Aquella temporada, precisamente, se logró un hecho histórico: un once formado en su totalidad por jugadores de La Masia. Valdés; Montoya, Piqué, Puyol, Jordi Alba; Busquets, Xavi, Iniesta; Messi, Cesc y Pedro. Inaudito.

Desde el Tata Martino, de capa caída

La temporada 2013/14, la única en que el Tata Martino se sentó en el banquillo del Camp Nou, empezó a descender la participación de los canteranos. La salida progresiva de pesos pesados como Valdés, Puyol, Xavi o Iniesta es una de las causas.

Sergi Roberto ha sido el único que ha logrado hacerse un hueco en las alineaciones de la primera plantilla. Munir, Sandro, Bartra, Rafinha, Denis Suárez o Deulofeu, por ejemplo, no han sido más que fogonazos esporádicos que, por diferentes razones, no se han asentado.

Messi y 'El Tata' coincidieron en el Barça (2013 - 2014)


| FCB

Tan solo la cifra total de minutos paró de decaer en la temporada 2017/18, sumando poco más de 1.000 minutos más que en la campaña anterior. Este año se ha puesto fin a una caída cuesta abajo y sin frenos.

Las consecuencias de una errática política de fichajes

Las números de la última temporada entera de Valverde, de Setién y este primer año de Koeman son, sin duda, los más bajos desde el inicio de la era ganadora del equipo, cuando se empezó a construir un proyecto con mirada de futuro. La obra alcanzó su esplendor Guardiola y Tito Vilanova, hombres de la casa con una mirada más allá del cortoplacismo en el que se instalaron el extremeño, el cántabro y el neerlandés.

El mandato de Josep Maria Bartomeu, en parte, estará siempre manchado por la nefasta política de fichajes de cantidades desorbitadas sin resultados a la altura del precio de los traspasos. El expresidente del Barça dio luz verde a 52 fichajes para el filial blaugrana, de los cuales, tan solo parece haberse afianzado en el primer equipo Ronald Araujo.

Josep Maria Bartomeu, expresidente del FC Barcelona

| Javi Ferrándiz

Este año, el Barça B ha sido el octavo equipo de toda España que más dinero ha gastado en fichajes (12,5 millones de euros), por encima de clubes como el Real Madrid, la Real Sociedad, el Athletic Club o el Valencia. Cifras desorbitadas cuando la función de un filial es la de ser un ascensor entre las categorías inferiores y el primer equipo.

Futuro esperanzador

Una vez Ansu Fati se recupere de su lesión en el menisco, se espera que pueda ser una pieza clave en la delantera del Barça de esta próxima temporada. Araujo y Mingueza, ya asentados, continuarán siendo habituales en las alineaciones. En la zaga podrán estar acompañados por un excanterano blaugrana: Eric Garcia, que llegaría este año a coste cero del Manchester City.

El Barça B ya venció en la primera vuelta en Cornellà con un gol de Collado

| FCB

Ilaix Moriba continuará progresando entre el filial y el primer equipo y habrá que ver el papel que desempeña Riqui Puig, que esta temporada ha participado mucho menos de lo esperado. Por otra parte, Collado, con ficha del primer equipo, debería empezar a asomar la cabeza y demostrar la excelente calidad que atesora su pierna izquierda.

El relevo generacional en le portería estará asegurado con Iñaki Peña y Arnau Tenas, además de otros nombres de mucho futuro como Jandro Orellana o Nico González para la medular del equipo. El talento existe, tan solo hay que apostar por él.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil