Luis Suárez: Adiós al pistolero

El ciclo vital del uruguayo en el Barça toca a su fin, pero permanecerán imborrables su compromiso... y sus goles

Se va con un palmarés impresionante y siendo el tercer máximo goleador en la historia del club

Revive los mejores goles y momentos de Luis Suárez en el Barça | BARÇA TV

La vida es la suma de muchas y diferentes etapas. Y dejarlas atrás, en ocasiones, produce tristeza, desasosiego y pena. En otras ocasiones, todo lo contrario: liberación y una la oportunidad de empezar algo nuevo y diferente. Avanzar en un reto contínuo.

Luis Suárez

Barcelonista 

Seguramente la salida de Luis Suárez del FC Barcelona no ha sido como a él y a todos los barcelonistas hubieran querido e imaginado. Sin embargo y dadas las circunstancias  provocadas por la pandemia, sin público en los estadios, el adiós al ‘pistolero’ uruguayo ha sido digno y sentido. En pocas palabras, como se merecía una figura de su dimensión dentro de la historia del Barça.

Luis Suárez, más allá de si podía haber continuado o no en la disciplina azulgrana bajo la batuta de Ronald Koemandemostró siempre una fidelidad inquebrantable y amor al escudo y a los colores del club. Desde el primer día. Cabe recordar que Luis Suárez, siendo jugador del Liverpool, hubiera podido elegir destino. Numerosos equipos de campanillas le pretendían, entre ellos el Real Madrid. Aún recordamos la portada del diario Marca donde a toda página aparecía una foto del uruguayo bajo el titular “Será el 9 del Madrid”.

Luis Suárez, en su despedida del Camp Nou. se va con trece títulos y siendo el tercer máximo goleador de la historia del Barça | EFE

¿Qué pasó? Que en cuanto Suárez  tuvo conocimiento del interés del Barça, ordenó a su agente, Pere Guardiola, que no escuchara a ningún equipo. Sólo quería jugar en el Barça. Y lo hizo, además, aceptando un sueldo inferior al que le hubiera podido tener en otro club. También el Barça le pagó con la misma moneda porque, a pesar del grave incidente con Chiellini en el famoso partido Italia-Uruguay del Mundial de Brasil (fue sancionado con cuatro meses por la FIFA), el club azulgrana le respetó el contrato, le esperó y le recibió con los brazos abiertos.

Un ejemplo

Si ponemos en una balanza lo positivo y negativo de la aportación de Luis Suárez en el Barça, las alegrías y satisfacciones golean a las decepciones. El nueve azulgrana, en sus seis temporadas jugando en el Camp Nou, ha sido un ejemplo de entrega, compromiso, hambre de títulos y profesionalidad. Ni un pero.

Supo defender la camiseta como pocos, con una entrega sin límite y una gran generosidad en el esfuerzo. No es de extrañar, por tanto, que ayer los ‘pesos pesados’ del vestuario estuvieran a su lado fotografiándose con todos los títulos conseguidos. Un palmarés impresionante, porque en  seis temporadas levantó trece trofeos, entre ellos, cuatro ligas y cuatro Copas del Rey. Sensacional. Es verdad que solamente ha podido conquistar una Champions League, la de Berlín en 2015, formando parte, junto a Messi Neymar, de la mejor delantera del mundo en ese momento y, con tota seguridad, una de las más espectaculares y letales de todos los tiempos.

El emotivo discurso de despedida de Luis Suárez | FCB

En honor del uruguayo hay que reconocerle la gran calidad exhibida a lo largo de estos seis años. No es nada fácil llegar a ser el tercer máximo goleador en la historia del FC Barcelona, solo superado por el extraterrestre Leo Messi y César. Su promedio realizador ha sido impresionante: 33 goles por temporada, a lo que hay que añadir más de cien asistencias de gol. Unas cifras que ponen de manifiesto el gran rendimiento que ha tenido.

Es verdad que muchos barcelonistas se pregunta todavía ahora si Luis Suárez no tendría todavía más recorrido vestido de azulgrana. Más si cabe sabiendo que va a jugar a partir de ahora en un rival directo: el Atlético de Madrid. Hay que respetar el criterio técnico del nuevo entrenador, Ronald Koeman, y dejar que el tiempo dicte sentencia. 

También es cierto que en las últimas semanas a Luis Suárez no le ha gustado nada cómo se ha portado el FC Barcelona con él, pero de eso ya no vale la pena hablar. Lo importante es que ambas partes han sabido superar las diferencias, enterrar los reproches y hacer posible lo que ayer pudimos ver: un adiós sincero, emocionado y como Luis Suárez se merecía.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil