Sport.es Menú

La lucha de Valverde por recuperar a Coutinho

El técnico le dio la titularidad y en la segunda parte mantuvo al jugador con el cambio de sistema

Fue sustituido a diez minutos del final entre el runrún del Camp Nou tras otra actuación melancólica

Coutinho volvió a completar un partido flojo sin demasiado acierto | LALIGA

"Prefiero fijarme en las cosas buenas de Coutinho". Desde hace meses Valverde anda empeñado en combatir la 'saudade' del del brasileño. Resulta comprensible la posición del técnico.

Durante un tiempo Coutinho demostró que puede ser una pieza importante en el Barça. Hay un pasado reciente que avala la obstinación del Txingurri. Y se trata de un caso atípico: es más habitual ver jugadores que comienzan con mal pie su andadura en el Camp Nou y no levantan cabeza. No fue el caso de Cou, que ahora sigue luchando por encontrarse.

Si algún día sale por la puerta de atrás del Barcelona, no podrá decir que ha sido por la falta de oportunidades. Ante el Rayo fue titular en detrimento de Ousmane Dembélé.

Valverde apostó por el brasileño tras ser suplente en los dos clásicos. Y Coutinho le puso nervio tanto en ataque como en defensa, pero de nuevo sin acierto.

El brasileño comenzó el encuentro como extremo izquierdo junto a Suárez y Messi en el ataque azulgrana. Pero le faltó desequilibrio en el juego y pegada en su único disparo en la primera parte.

Al brasileño le salió un disparo mordido que apenas inquietó al meta del Rayo, Dimitrievski. No fue el partido de un Barça espeso, incapaz de encontrar un mínimo de ritmo en la circulación del balón.

Ni siquiera la titularidad de Arthur sirvió para que el equipo jugara de memoria. La sensación que dio el equipo es que no había un plan para atacar al Rayo. 

El brasileño jugó 80 minutos, disparó una vez a portería e intentó solo un regate 

Coutinho, en una acción del partido ante el Rayo | EFE

OTRO SISTEMA PARA DESPERTAR A COUTINHO

No le gustó a Valvede lo que vio en los primeros 45 minutos y, como ya hizo en el Pizjuán, probó un 4-2-3-1 para despertar al equipo. El técnico además cambió una pieza insospechada del equipo. Cuando todo el mundo miraba a Coutinho, sacó a Arthur del campo para dar entrada a Dembélé.

Con el cambió de sistema Coutinho ocupó la mediapunta por la izquierda y Dembélé se quedó con la banda derecha. Arriba, Messi y Suárez formaron la pareja atacante.

Mejoró el Barça, pero no la versión de Coutinho, que siguió impreciso y sin el atrevimiento (solo intentó un regate) que demostró en sus primeros meses en el Barça.

De ese jugador fulgurante apenas hay noticias desde hace meses en el Camp Nou. El brasileño se marchó del campo en el minuto 80 entre el runrún de la grada y el pesar en su rostro.

En el vestuario, como Valverde, aún confían en recuperar al brasileño. "Philipe está haciendo una buena temporada, obviamente su coste cuando llegó aquí fue muy grande. Eso implica más expectativas para rendir mucho, es lo que hay. La reacción de la gente hay que aceptarla. Todo el apoyo del mundo a Coutinho", explicó Piqué.

Coutinho no termina de recuperar su mejor versión | EFE
cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil