Sport.es Menú

Valverde-Willian: las claves de un 'amor' a primera vista

El técnico alucinó con el brasileño en el doble duelo de la pasada Champions League

Abramovich sí vende ahora, pero la operación no será sencilla: el United ya ofrece 60 millones

frante al Barça Willian adelantó al Chelsea en Stamford Bridge | BEINSPORTS

Se dice que nuestro cerebro tarda medio segundo en enamorarse. En realidad, Ernesto Valverde necesitó algo más de tiempo para quedar asombrado con Willian. Fueron, exactamente, 180 minutos. O lo que es lo mismo, lo que duró la última eliminatoria de Champions entre Barça y Chelsea. Desde entonces, el brasileño se convirtió en una debilidad para el técnico azulgrana, quien ha pedido su fichaje a la secretaría técnica. Con Abramovich dispuesto a hacer caja en ventas y el ex del Shakhtar loco por jugar en el Camp Nou, el Barça confía en poder cerrar la operación y contentar así al ‘Txingurri’.

La inesperada fuga de Neymar el pasado verano dejó cojo al equipo. Sobre todo a nivel de uno contra uno. El ahora jugador del PSG atraía a muchos rivales y eso generaba espacios para Leo Messi. El Barça reaccionó como pudo y ató a Dembélé, pero el francés no ha estado, de momento, a la altura. Su larga lesión primero y su falta de adaptación después le privaron de aportar al equipo el desequilibrio perdido sin ‘Ney’. Ahora, al margen de las esperanzas que hay en ver una mejor versión de OusmaneValverde considera muy necesario acumular más capacidad de desborde en los últimos metros. Por esto apuesta por la electricidad de Willian.

Por esto y por muchas virtudes más. El mediapunta brasileño no solo galopa, sino que además posee una potencia de disparo que el mismo Barça ya sufrió en sus propias carnes la temporada pasada. Pero si hay algo de Willian que gusta especialmente a Valverde es su capacidad de sacrificio. El todavía jugador del Chelsea es de los que ayuda en defensa tanto como haga falta, algo muy a tener en cuenta en un equipo que reunirá en el once titular a Messi, Luis Suárez y Coutinho. Este último, por cierto, ha sido clave en la motivación de Willian de vestir de azulgrana. De paso, su reciente pasaporte comunitario le hace sitio en la plantilla.

RENDIMIENTO INMEDIATO

A punto de cumplir 30 años, la edad del brasileño podría considerarse un hándicap. Sin embargo, Valverde valora la experiencia que ya tiene en partidos de máximo nivel. Willian ofrecería un rendimiento inmediato y lo haría, además, en varias posiciones. Encaja en el 4-3-3 como extremo y se adapta aún mejor en el 4-4-2 y el 4-2-3-1, donde vería algo retrasada su posición.

El Barça ya cuenta con el ‘sí, quiero’ del jugador. Ahora falta lo más complicado: llegar a un acuerdo con el Chelsea. Courtois y Hazard tienen todos los números para salir -el Real Madrid lleva la delantera-, lo que dejará a los ingleses sin dos de sus referentes y, de rebote, perjudicará a las intenciones de Willian, pues parece poco probable que los ‘blues’ acepten una pérdida tan drástica de ‘cracks’ en pocas semanas de diferencia. Se antoja una negociación larga y de desgaste, pues aún queda mucho verano...

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil