Liga, pasillo y derrota

HISTORIA SPORT

Liga, pasillo y derrota

El Mallorca le hizo el pasillo al Barça, campeón de la Liga 2008/09
El Mallorca le hizo el pasillo al Barça, campeón de la Liga 2008/09 | AFP

La última vez que el Barça cayó ante el Mallorca fue en la 36ª de la Liga 2008/09 en territorio balear

En aquel partido, los baleares le hicieron el pasillo a los blaugrana, que se proclamaron campeones de la competición la noche antes

16 de mayo de 2009. El Villarreal logra remontar al Real Madrid en la 36ª jornada de la Liga con un gol de Capdevila a la salida del córner, justo sobre la bocina. Tres puntos que se quedaron en el Madrigal y fueron esenciales para la clasificación para la Copa de la UEFA. Tres puntos que no viajaron a la capital del estado español y permitieron al Barça celebrar su 19ª Liga desde el sofá de casa.

Con seis puntos todavía por disputarse y con una distancia de ocho unidades con el Real Madrid -a falta de que aún el Barça jugase el partido de la correspondiente jornada-, los de Pep Guardiola se proclamaron de matemáticamente campeones de Liga tres años después. Aquel fue el primero de los seis títulos que lograría alzar Carles Puyol en un 2009 que pasó a la historia del fútbol.

El Barça, igualmente, viajó a Mallorca pero con una expedición repleta de caras nuevas. Con la Liga ya en el saco, el técnico de Santpedor dio descanso a Piqué, Márquez, el propio Puyol, Xavi, Iniesta, Messi, Henry, Touré y Busquets. Aquel día debutaron Xavi Torres y Thiago Alcántara, además de que Oier Olazábal se situó bajo palos y Jefrren Suárez también sumó minutos.

El Mallorca recibió al Barça en Son Moix con el respectivo pasillo al campeón de la Liga, con Samuel Eto'o luciendo el brazalete de capitán. Aquella tarde no había nada en juego, puesto que los baleares tenían la permanencia asegurada y no tenían opciones de entrar en posiciones europeas.

'Dulce' derrota

Los blaugrana dominaron el encuentro, comandados por el 'león indomable'. El delantero camerunés abrió la lata a los diez minutos con un buen cabezazo y gozó de innumerables ocasiones para ampliar el resultado.

El Mallorca, no obstante, le dio la vuelta al marcador con un gol de falta del histórico Arango y con un cabezazo de Cléber Santana -fallecido en 2016 en el trágico accidente de avión del Chapecoense-. Eto'o tuvo en sus botas el empate en el tiempo de descuento, pero estrelló el penalti en la base del poste.

Desde entonces, el Barça ha encadenado 12 partidos sin perder frente al cuadro balear: once victorias y un empate; además de 37 goles a favor y solo ocho en contra. El sábado, una nueva oportunidad para alargar o cortar la racha.