Leo Messi es el incombustible de Setién

Leo es el único jugador de campo del Barça que no se ha perdido ni un minuto desde el regreso del fútbol...

...y la estadística va más allá: lo ha jugado todo en LaLiga desde la llegada del cántabro al equipo azulgrana

Messi alcanza los 700 goles | Perform

La profunda admiración que siente Quique Setién por Leo Messi  no solo se refleja en las ruedas de prensa, sino que el técnico azulgrana lleva a rajatabla la condición de imprescindible del mejor jugador del mundo. Pese a que en el regreso de fútbol tras la pendemia las sustituciones se han ampliado de tres a cinco y los partidos se juegan muy seguidos, el cántabro no concibe un equipo sin el argentino y es el único jugador de campo de la plantilla azulgrana que no se ha perdido ni un solo minuto.

Un factor que no debe extrañar si tenemos en cuenta una brutal estadística y que va más allá de la Liga post pandemia: Leo Messi lo ha jugado todo en Liga desde la llegada de Setién al Barça. Solo Ter Stegen, como suele ocurrir con los porteros, comparte este pleno. Son 14 partidos ligueros y podemos sumar por su trascendencia el de Champions  en Nápoles . 1.350 minutos en los que ha pasado de todo y se han experimentado distintos sistemas tácticos -el último, el 4-4-2 en rombo ante el Atlético-, tridentes variados y, por fin, confianza en los canteranos, pero siempre con un  denominador en común: Messi es de la partida, porque ya lo dijo una vez el técnico que “los mejores deben estar sobre el campo”. Y Leo no falla. 

Salvador desde el primer día

Ya desde el primer momento le salvó la papeleta a Quique Setién, que debutó en el banquillo local del Camp Nou un 19 de enero ante el Granada y pudo celebrarlo con triunfo gracias a un gol de Leo.  El argentino culminó con la derecha una jugada colectiva de fantasía. Luego, llegó el ‘póker’ al Eibar y cuatro goles más, el último de ellos el de penalti ‘a lo Panenka’ frente a los colchoneros para alcanzar la estratosférica cifra de 700 dianas en su carrera. También hay que añadir seis asistencias, cuatro en los últimos tres partidos.

Ni el ‘nuevo fútbol’ ha frenado a ‘D10s’. Solo tuvieron que pasar dos partidos, el de Mallorca y el de casa ante el Leganés, para que Setién decidiera cambiar a todos sus futbolistas de campo... excepto a Messi, el único que jugó los 180 minutos. Y eso que el argentino sufrió una contractura en el cuádriceps derecho a pocos días para el regreso de LaLiga que hizo peligrar su participación. Pero Quique lo dejó claro: “Está para jugar de inicio”. Y así fue.

26 partidos de Liga seguidos

Si Messi está bien, tiene que jugar, porque Leo es tan inteligente que sabe en todo momento qué hacer sobre el césped. Lo piensa Setién y lo pensaba ValverdeDe hecho, ‘D10s’  suma 26 partidos de Liga seguidos sin dejar de jugar un solo minutodesde la octava jornada en la goleada 4-0 al Sevilla en el Camp Nou  con el argentino cerrando la cuenta de falta. Fue el 6 de octubre, y solo se ha perdido desde ese día un partido con Setién, de la Copa en Ibiza, y antes, con el ‘Txingurri’, el de Champions en San Siro, con el Barça ya clasificado. Leo Messi es incombustible.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil