Labor oscura para un Braithwaite esta vez sin duende

Labor oscura para un Braithwaite esta vez sin duende

El danés tuvo en sus botas la ocasión más clara del Barça en la primera parte, pero la mandó a las nubes

Después de un estreno estelar, se diluye el 'hype' sobre el '12', que apenas apareció sobre el verde de La Catedral

Encumbrado como el hombre del partido en el estreno oficial de este nuevo Barça sin Messi. Alabado por Koeman en rueda de prensa, que incluso elevó una petición para que se quede en el equipo. Braithwaite llegaba lanzado a La Catedral tras su doblete contra la Real Sociedad. Compartiendo de nuevo tridente arriba con Memphis y Griezmann, el danés volvió a salir más escorado hacia el costado izquierdo. Labores de extremo pensando más en el sacrificio defensivo para ayudar a Jordi Alba con las incorporaciones de Lekue.

Efectivamente la labor de Martin ha estado altamente marcada por el trabajo en su propio campo y el estar pendiente continuamente de ese dos contra uno que buscaba un Athletic que ha salido con una agresividad tremenda en la presión. Asfixiando al Barça en la salida y forzando los errores que han desembocado en un monólogo en los primeros 5-10’. Tan solo en una ocasión el cuadro de Koeman ha logrado quitarse de encima el zafarrancho león.

MANDA LA MÁS CLARA A LAS NUBES

Una genialidad sobre la misma línea de fondo de Memphis ha seguido con un pase atrás que ha llegado franco, franquísimo, para Braithwaite. En boca de gol, con todos los astros alineados para que subiera el 0-1 en el electrónico de San Mamés, el danés lo mandaba a las nubes. Nadie lo podía creer. Era el minuto 6.

Un oasis en unos primeros 45 minutos de claro dominio local, con un equipo vizcaíno fallando como una escopeta de feria y un Barça que, sin ser capaz en ningún momento de agarrar el dominio del choque, sí tenía cierta sensación de peligro. Braithwaite seguía con su oscuro trabajo y, en ocasiones, lograba desplegarse, como en la última acción de la primera mitad. Una rigurosísima falta en un balón colgado señalada sobre el danés privaba al Barça de un espectacular gol de chilena de Araujo. Buena dejada de cabeza de Martin.

En la segunda mitad, más de lo mismo. Martínez Munuera señalaba un fuera de juego dudoso al ‘12’, que había usado a la perfección el cuerpo para ganarle la partida a su par y plantarse solo ante Agirrezabala. Minutos de desconcierto, de desgobierno en un Barça gris y un Braithwaite que ha perdido esta noche el duende que le acompañó en el Camp Nou en el estreno. Ha sido sustituido en el 62'.