Koeman quiere fichajes en enero tras el alud de lesiones

La baja de Dembélé, a priori, es de corta duración pero deja al equipo sin casi extremos

Al técnico le gustaría un delantero polivalente y un central experimentado si no puede venir Eric Garcia

Koeman: ¿El mercado? Estamos mirando pero es un buen momento para los jóvenes | FC Barcelona

El Barça no acaba de arrancar en la Liga y el equipo está comenzando a notar las bajas acumuladas por un calendario infernal a causa de la pandemia. El equipo ha quedado tocado en zonas sensibles del campo y Ronald Koeman considera que, a pesar de la difícil situación financiera de la entidad, sería bueno afianzar al equipo con la llegada de uno o dos jugadores. El entrenador entiende que atrás se necesita sí o sí a un central, aunque llegue como cedido y que arriba iría bien un delantero polivalente. Hay cosas avanzadas, pero no es seguro que se fiche a nadie.

Koeman salió enfadado de Cádiz al considerar que el equipo se dejó muchas de las opciones de ganar la Liga ante un rival muy inferior. Aun así, el entrenador sabe que llevan tiempo jugando con fuego ya que la lesión de Piqué y la situación de Umtiti dejan al equipo muy vulnerable atrás. Lenglet lo está jugando todo porque no tiene suplente y entiende que el Barça necesita un central experimentado para aguantar con exigencia todo lo que queda de temporada.

La mala noticia de ayer llegó con la enésima lesión de Dembélé. Al parecer, salvo sorpresa en los próximos días, se trata de una simple elongación pero los antecedentes del futbolista no son nada buenos y tanto Koeman como los servicios médicos no las tienen todas consigo. Ansu Fati es baja de larga duración, por lo que el equipo se ha quedado sin sus dos extremos más rápidos y urge tomar decisiones en las próximas semanas.

Para Koeman, habría que traer a un delantero polivalente y ya en verano puso encima de la mesa la ‘opción Depay’. Esta operación está prácticamente hecha, pero en los últimos días se había ido enfriando ante la falta de recursos económicos para afrontar un traspaso y las dudas que deja el propio futbolista dentro del club. El rendimiento de Braithwaite también había dejado congelado cualquier contacto, que ahora podría reabrirse por la acumulación de futbolistas lesionados.

Tanto Koeman como el área deportiva están preparados para hacer frente a cualquier contingencia en forma de fichaje, pero la Junta Gestora es reacia a autorizar cualquier operación de este tipo hasta la llegada de un nuevo presidente en el Barça. En teoría, el 24 de enero se celebran las elecciones y habría tiempo para buscar esos parches que ayuden a finalizar la temporada, ya que la plantilla anda muy, muy justa de efectivos y los minutos comienzan a apretar en un curso que será muy exigente.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil