Koeman: "Estoy muy decepcionado"

"No marcamos el segundo tanto y lo pagamos caro en una acción puntual", lamentó el técnico del Barça

El entrenador holandés no da la Liga por perdida: "Aún podemos hacer algo"

El entrenador del Barça habló en rueda de prensa tras el empate ante el Cádiz | PERFORM

Jordi Carné

Visiblemente molesto con el empate contra el Cádiz, Ronald Koeman exteriorizó su “decepción” tras un encuentro “que tendríamos que haber ganado”. “Hemos desaprovechado una gran oportunidad para reengancharnos a la Liga después de la derrota del Atlético de Madrid”, manifestó el técnico del FC Barcelona en rueda de prensa. El entrenador culé lamentó la poca contundencia de su equipo en ambas áreas (sobre todo el hecho de haber encajado en los últimos ocho duelos), no quiso señalar a Clément Lenglet pese a su error grave a dos minutos del final del tiempo reglamentario y envió un mensaje de optimismo al barcelonismo. Según él, “aún tenemos opciones de luchar por la Liga”.

“Si no matas los partidos, siempre es posible que recibas un gol en el último momento. No hemos marcado el segundo tanto y lo hemos pagado caro en una acción puntual. Nos ha costado crear ocasiones contra un equipo muy cerrado y nos ha faltado frescura en la definición. También nos han anulado un par de goles por fuera de juego”, analizó sobre un compromiso en el que el Barça se sintió superior, pero fue incapaz de trasladarlo al marcador. “Estoy muy decepcionado, más que el martes pasado. Podíamos recortar distancias y no lo hemos hecho pese a no sufrir casi nada durante el partido”, añadió. Koeman negó haber estado nervioso durante el encuentro, algo que contrastó con las imágenes que se pudieron ver a lo largo del mismo, pero sí que se apenó por haber malbaratado una gran oportunidad para redimirse de la dolorosa derrota continental contra el PSG y al mismo tiempo acercarse a la primera posición de la Liga, todavía ocupada por el Atlético.

“No creo que hayamos cometido un error imperdonable. Hemos desperdiciado una oportunidad importante, pero hay que seguir luchando. Hemos perdido dos puntos en un partido en el que hemos dominado. Esta temporada nos hemos dejado cinco puntos contra el Cádiz y esto no puede pasar”, valoró antes de analizar las opciones del Barça en la competición doméstica: “No veo la Liga más complicada. Ningún equipo es imbatible. Nadie va a ganar todos los partidos. Aún tenemos opciones, aunque también es cierto que no vamos a tener muchas más oportunidades. Ser jugador y entrenador del Barça implica asumir nuestras responsabilidades y esto significa luchar para demostrar que podemos hacer algo”. Una vez más, el héroe de Wembley volvió a ejercer a la perfección de portavoz de un club necesitado, deportiva e institucionalmente, de liderazgos.

El técnico azulgrana no quiso enjuiciar a Lenglet después del penalti que cometió el central francés en el 88’. “A mí no me gusta culpar a jugadores individualmente”, argumentó. “Es una cuestión de equipo. Hemos dominado contra un equipo muy defensivo, pero no hemos estado acertados en la definición. Tenemos que defender de forma diferente. Con un marcador tan ajustado siempre hay algún momento en el que el contrario te puede hacer daño y hoy lo hemos podido comprobar”, manifestó. “He visto las imágenes rápidamente. El penalti es dudoso, pero se puede pitar. Para un defensa es muy importante tener claro dónde estás, la situación en la que te encuentras y cuándo tienes que arriesgar. Quizás Lenglet no debería haber atacado el balón como lo ha hecho. No lo sé, tengo que analizarlo mejor”, sentenció.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil