Jorge Messi: "Tendremos que ampliar la casa"

Esther Blasco/Ivan San Antonio

La felicidad que sintió Leo Messi tras ganar su tercer Balón de Oro solo es comparable al orgullo de sus padres, Jorge y Celia, que le acompañaron en la gala. Nadie mejor que ellos conoce el esfuerzo que el `10¿ del Barça ha tenido que hacer para convertirse en el mejor jugador del mundo, aunque para ellos el mayor logro de su hijo es haber mantenido intacta su humildad.

“Es muy difícil que Leo cambie, debería pasar algo muy fuerte para que cambie su manera de ser, el reto es que siga con la misma ilusión”, decía ayer Jorge Messi en el programa `El matí de Catalunya Ràdio¿. Aunque todos los éxitos colectivos e individuales del crack rosarino están representando un problema logístico, “Leo ya me pidió ampliar la casa, veremos cómo lo organizamos para hacer más grande la vitrina”, decía entre risas el padre del futbolista. Pero más allá de la broma, desde 2005 el jugador acumula 101 distinciones individuales, entre las que destacan los tres Balones de Oro, tres veces máximo goleador de la Champions o su designación como Patrimonio Deportivo de la Humanidad.

Una parte del éxito del canterano se debe a la estabilidad familiar, como explica su propio padre, “intentamos que siempre haya unión familiar, a pesar de que con el tiempo los chicos crecen y se va abriendo una pequeña brecha. Siempre intentamos estar unidos”.

Jorge es la sombra y el ángel protector del mejor jugador del mundo y es quien más valora la evolución que ha tenido Leo a nivel personal, “es tranquilo y calmado porque ese carácter le viene de familia, pero en los últimos años ha madurado muchísimo, me doy cuenta de que cada vez se está abriendo un poco más y está mucho más maduro que antes” y muy responsable, “el lunes cuando llegamos a Barcelona tras la gala se fue a dormir porque al día siguiente tenía entreno”.

En la gala, Leo quiso reconocer públicamente los méritos de su compañero Xavi, con quien ha compartido los instantes previos a las cuatro últimas galas. Del mismo modo, a Jorge también le ha tocado vivir esos momentos de espera junto a la familia del segundo capitán azulgrana, y el argentino reconoce que esa espera es lo peor de los premios, “estar con los padres de Xavi sabiendo que solo pueden decir el nombre de uno de los dos es lo peor. Hace cuatro años que estamos en la misma situación y la verdad es que con la mano en el corazón, tanto yo como la mamá de Leo pensamos que Xavi merece una mención especial por parte de la FIFA. Más allá del Balón de Oro, Xavi tiene una trayectoria muy importante”, sentenció Jorge Messi.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil