Jordi Cruyff: "Los jugadores están dispuestos a perder dinero para jugar en el Barça"

Jordi Cruyff: "Los jugadores están dispuestos a perder dinero para jugar en el Barça"

Jordi Cruyff ha explicado que la nueva estructura salarial busca que no haya tantas diferencias entre futbolistas | Marta Fernández

El director del área internacional ha explicado que la nueva estructura salarial busca que no haya tantas diferencias entre futbolistas

"A todos los jugadores se les abren los ojos cuando saben que estamos interesados por ello", asegura

Andreas Christensen ha sido presentado como nuevo futbolista del Barça para la próxima temporada, siendo la segunda incorporación que oficializa el club blaugrana, tras la de Franck Kessie, quien fue presentado el miércoles. Junto al central danés, también han estado presentes el presidente Joan Laporta y el director del área internacional de fútbol, Jordi Cruyff.

A pesar de la delicada situación financiera por la que atraviesa el Barça, Cruyff ha reconocido que "a todos los jugadores se les abren los ojos cuando saben del interés del Barça, incluso están dispuestos a perder dinero ajustándose a nuestra estructura salarial". En este sentido, ha añadido también que uno de los objetivos que tiene el club a partir de ahora es que "todo sea más estable y que no haya tantas diferencias salariales entre futbolistas".

Uno de los casos es el de Andreas Christensen, de quien se deshizo en elogios el propio Jordi. Uno de los motivos es el del gran rendimiento que han ofrecido los fichajes invernales procedentes de la Premier League. "Aquí jugamos más posicional y allí más transicional. Tiene gran salida de balón, juego aéreo, ha estado en un club que ha ganado muchos títulos, sabe lo que es jugar bajo presión y siempre se ha adaptado, eso es un plus. Hay que saber ganar partidos cuando juegas un partido menos bueno. Nos encajan todas las facetas. Sabemos que su adaptación será buena y tiene la mentalidad necesaria y exigencia para rendir desde el primer minuto aquí", ha comentado.

En cuanto al capítulo de entradas, y personificándolo en los casos de César Azpilicueta y Marcos Alonso -ambos excompañeros de Christensen en el Chelesa-, Cruyff ha reconocido que "el cambio de dueño retrasa todo un poquito", pero, de igual forma "es obvio y sabido que queremos reforzar ciertas posiciones y nuestro trabajo es el de tener diferentes nombres sobre la mesa. Según vamos avanzando, hay nombres que cogen más forma y otros, menos".

En las salidas, ha confirmado que el Barça está cerca de "cerrar una salida" con Clément Lenglet, quien se marchará en calidad de cedido al Tottenham. A él se sumará, también, Samuel Umtiti. Cruyff entiende que "la gente piense en un once titular", pero "esto hace años que ha cambiado". El objetivo es claro: "darle al entrenador el máximo de armas posibles para librar todas las batallas que habrá a lo largo de la temporada". Para ello, Cruyff ha explicado que "necesitamos jugadores competitivos para que se equilibren, queremos una plantilla amplia y de buen nivel para que el entrenador tenga dolores de cabeza positivos".