El increíble mes de Arturo Vidal

El chileno ha pasado de ser suplente, rebelde y estar a las puertas de un traspaso, a erigirse en un jugador importante e intransferible

La fuerza de Arturo y su capacidad goleadora, claves en un equipo carente de músculo y pegada en los metros finales

Arturo Vidal no se corta ni con Setién. ¡Atentos al vacile del chileno en el rondo del entrenamiento! | FC BARCELONA

Vidal parece que ha recuperado su condición de Rey Arturo. En apenas un mes, el centrocampista chileno ha pasado de ser un jugador denostado, con pie y medio fuera del Barça, a convertirse en una pieza clave para solventar dos de los grandes males que arrastra el equipo azulgrana: falta de músculo en el centro del campo y ausencia de pegada en los metros finales.

En plenas vacaciones navideñas, Arturo Vidal explotaba desde su Chile natal. Sus reiteradas suplencias con Ernesto Valverde en los partidos decisivos y la confirmación de sus demandas al Barça reclamando unos supuestos impagos salariales, le abrían las puertas de par en par a una salida inminente en el mercado de enero. Y pretendientes no han faltado, con el Inter peleando hasta última hora una cesión con opción de compra a final de temporada.

Pero en épocas convulsas, como la que atraviesa el Barça, los cambios radicales están a la orden del día. Y el Rey chileno es una buena prueba de ello. La realidad se impone y lo cierto es que, visto lo visto en los últimos partidos, las rotaciones y cambios de Setién no hacen más que ratificar la necesidad de ver a Arturo Vidal sobre el terreno de juego.

La nueva dirección técnica confía en Arturo, los conflictos económicos entre club y jugador han pasado a mejor vida y desde el área deportiva azulgrana no cesa de repetirse que el chileno es intransferible a todos los efectos.

La consistencia de Vidal y su empuje goleador son elementos revitalizadores para un equipo que en demasiados momentos se muestra plano en la creación e impotente en la finalización. A todo esto se deben añadir otros elementos fundamentales en el rendimiento del equipo. No es un secreto que el rostro de Messi brilla mucho más con Vidal cerca, apoyando en el ataque y contribuyendo de forma decisiva a liberarle de responsabilidades defensivas.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil