Guardiola: "Bojan sabe que es un viaje de ida y vuelta"

| sport

EFE

El entrenador del Barcelona, Pep Guardiola, ha asegurado que intentará "tener el entusiasmo y la fuerza necesarias" para seguir "el máximo tiempo posible" en el banquillo del conjunto azulgrana.

Guardiola ha hecho esta reflexión tras analizar las declaraciones de Bojan Krkic, que esta semana ha desvelado que no tiene intención de volver al Barça mientras Guardiola sea el entrenador, aunque su cesión al Roma de Luis Enrique es solo por dos temporadas.

"Solo sé que, durante el tiempo que estuve con Bojan, él hizo todo y más para ayudarnos. No le di la continuidad necesaria, pero yo tengo un buen recuerdo de él. Entiendo su decepción, pero es muy joven y tiene toda una carrera por delante para demostrar su inmenso talento", ha comentado sobre el delantero de Linyola.

Guardiola ha recordado al respecto que "el viaje de Bojan es de ida y vuelta" y que sus caminos quizá vuelvan a encontrarse: "Si de aquí a dos años soy el entrenador y Bojan, como pone en su contrato, va a volver, tendré que ser capaz de convencerle".

El técnico de Santpedor ha comparecido esta tarde en rueda de prensa en la previa del partido ante el Racing de Santander, pero del conjunto cántabro ha comentado más bien poco.

Si acaso, ha recordado que su entrenador, Héctor Cúper, es "un maestro del trabajo defensivo", que han tenido "casi quince días para pensar en el Barcelona" y que sus jugadores, en cambio, apenas podrán completar dos entrenamientos todos juntos.

"Siempre nos ha costado un poco tras un parón de selecciones, es cierto. Y además, el Racing es un rival que siempre nos complica las cosas. ¿Un antídoto contra el 'virus FIFA'? Que no nos convoquen a quince y que se queden aquí. Vienen de jugar partidos, de cambios horarios, de viajes que no se acaban nunca, pero hemos intentado enchufarlos rápido en estos dos días", ha explicado.

Guardiola, que llevaba doce días sin hablar con la prensa, ha repasado la actualidad azulgrana durante casi 40 minutos. Sobre Joan Laporta y los 10,15 millones que cobró por unos negocios con un magnate uzbeko mientras era presidente del Barça ha preferido pasar de puntillas.

Ha recordado que él no es "ningún portavoz ni pacificador del club", que siempre intenta ser "leal" a la entidad y "mantener una equidistancia" en este tipo de asuntos y que Laporta ya ha declarado ante un juez "que deberá ser quien lo juzgue".

De la sanción de un partido a su segundo, Tito Vilanova, por el incidente con el entrenador del Real Madrid, Jose Mourinho, y el famoso dedo en el ojo, no ha querido comentar nada, "porque Tito ya lo ha olvidado".

Se ha extendido un poco más a la hora de valorar la reciente confesión del capitán Carles Puyol, a quien le pasó por la cabeza dejar el fútbol la pasada temporada, cuando apenas pudo jugar por una lesión de rodilla.

"Cuando un jugador está ocho meses lesionado y cuatro o cinco sin saber la causa, al final llega a pensar que igual no sale de ésta, pero lo importante es que Carles está en perfectas condiciones para jugar, está perfectamente recuperado", ha subrayado.

De la decisión de Eric Abidal, con una contractura muscular, de forzar su reaparición en un partido con Francia, ha dicho que "los jugadores ya son mayorcitos para saber lo que han de hacer cuando están con la selección" y ha restado importancia a la influencia que el juego de su Barça tiene ahora mismo en el estilo de 'la Roja' de Vicente del Bosque.

"En el fútbol hace siglos que está todo inventado. El Madrid ganaba las Copas de Europa con Di Stefano de punta falso y Laudrup jugaba de falso nueve antes de que llegara Romario. ¿Yo voy a enseñar algo a Vicente, que lleva más batallas que yo? Ni mucho menos", ha argumentado.

Por otra parte, Guardiola también ha querido restar trascendencia a la enésima decepción de Leo Messi con Argentina, que esta vez cayó por la mínima ante Venezuela (1-0).  "Cuando vuelve de jugar con su selección siempre me preguntáis lo mismo. Leo juega una competición tremendamente dura, como son las fases de clasificación sudamericanas, y siempre lo hace a muy buen nivel. Cuando vuelve siempre estamos aquí para lo que necesite, pero lo que él necesita ahora es recuperarse de otro viaje larguísimo y del cambio horario", ha apuntado.

Por último, Pep Guardiola, se ha desecho en elogios hacia el meta José Manuel Pinto, precisamente la semana en la que han aparecido varias informaciones sobre la posibilidad de que el club le esté buscando un sustituto para la próxima temporada.

Para el entrenador del Barça, el ascendente de Pinto en esta plantilla está fuera de toda duda. "Sin un buen ambiente en el vestuario no se pueden conseguir títulos y en esto el papel de Pinto es clave. A día de hoy, si me preguntaran, recomendaría a la secretaría técnica que siguiera otro año, porque se entrena impecable, porque es un chico extraordinario y porque nos ha ayudado a ser un equipo tan fuerte", ha sentenciado.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil