Menú

El extraño caso de Alex Song en Rusia

El centrocampista sigue con problemas en su carrera tras su aciago paso por el Barça

Acaba de rescindir por el Rubin Kazan a causa de impagos

Song se va del Rubin Kazan
Song se va del Rubin Kazan | sport

Alex Song no levanta cabeza desde que aterrizó en el Barcelona en el 2012. El jugador camerunés no cuajó como blaugrana y su carrera ha caído en picado desde su salida del Camp Nou. Sus cesiones al West Ham no funcionaron y su último conflicto ha llegado con el Rubin Kazan ruso. Song firmó por el Rubin en el 2016, pero acaba de rescindir su contrato ya que el club le adeudaba prácticamente la totalidad del salario. Queda libre y espera poder retomar su carrera en Inglaterra a pesar de que, por ahora, no tiene ofertas.

Song llegó al Barça tras una meritoria temporada en el Arsenal, dónde se convirtió en uno de los mejores asistentes de la Premier League. Los técnicos blaugrana vieron en él un futbolista físico con capacidad técnica para jugar en el equipo blaugrana. Querían utilizarle tanto de pivote como de central. Song estuvo dos temporadas completas en el Barça, pero su rendimiento no fue satisfactorio y, a partir de ahí, su carrera comenzó a tener episodios extraños.

El Barça, que casi le dio plena libertad para ausentarse y buscarse el futuro, le cedió dos temporadas al West Ham, dónde no convenció. Finalmente, tras un verano sin ofertas, el jugador rescindió para irse al Rubin Kazan, en un proyecto encabezado por el técnico Javi Gracia. Los problemas económicos del club ruso han acabado por dejarle sin equipo. Muchos de los fichajes que realizó el Rubin Kazan, al igual que su técnico, han acabado saliendo por impagos.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil