Sport.es Menú

Emotivo homenaje a Laureano Ruiz

El mundo del fútbol se unió ayer para rendir un más que merecido homenaje a uno de los técnicos que más huella han dejado durante su paso por el FC Barcelona, Laureano Ruiz. La sala París del Camp Nou acogió el emotivo acto que sirvió para agasajar a uno de los entrenadores que mayor vocación didáctica han demostrado durante su dilatadísima trayectoria futbolística. Con 70 años recién cumplidos, Laureano Ruiz sigue enseñando a los más jóvenes al frente de la Escuela Municipal de Fútbol de Santander.

Laureano Ruiz dirigió durante los años 70 el fútbol base del Barcelona con el que ganó cinco campeonatos de España juveniles consecutivos. Una marca que aún no ha sido superada.

Entre las 250 personas que asistieron al homenaje se encontraban representantes de la actual directiva blaugrana, encabezados por su presidente, Joan Laporta, y también de la junta con la que coincidió el veterano técnico cántabro durante su paso por el FC Barcelona, con los ex presidentes Agustí Montal y Raimon Carrasco al frente. Junto a ellos estuvieron los directivos Marc Ingla, Toni Rovira, Rafa Juste y Alfons Godall.

Esta circunstancia sirvió para poner de manifiesto la estrecha vinculación que existe entre las directivas de ambas épocas, tal y como destacó el propio homenajeado al reconocer que se encontraba igual de cómodo con la junta de Montal que con la actual. De hecho, el presidente de la comisión que organizó el homenaje era Jacint Borràs, que fue directivo de la junta de Montal y actual directivo de la junta de Laporta.

También estuvieron en el acto una amplia representación de jugadores y ex futbolistas que coincidieron con Laureano Ruiz, como el ahora españolista Iván de la Peña, que le entregó una placa conmemorativa en nombre del Espanyol, o los ex blaugrana Ramon Alfonseda, Pepito Ramos, Pere Valentí Mora y Chus Pereda.

Emotivas palabras

Entre los asistentes se encontraba también mucha gente del mundo del fútbol, como Jesús Farga, representante de la Federació Catalana; Josep Barcons, presidente de la Damm; Francisco Pernía, presidente del Racing; Fernando Castro, director general de Deportes del Gobierno de Cantabria, así como diversos representantes de clubs cántabros y de la Generalitat y el Ajuntament de Barcelona. SPORT, uno de los patrocinadores del acto, tampoco faltó a la cita y estuvo representado por su director, Joan Vehils, que entregó una portada homenaje a Laureano Ruiz.

El periodista Xavi Torres, colaborador de SPORT, ex pupilo de Laureano y uno de los impulsores del homenaje, actuó como maestro de ceremonias y fue presentando los diversos parlamentos. El primero en hablar fue el doctor Javier Ortega, amigo del homenajeado, que recordó los inicios de éste como técnico cuando sólo tenía 15 años. Posteriormente tomó la palabra el ex directivo Ferran Ariño, que aseguró que Laureano Ruiz marcó una era en el Barça y recordó que cuando cogió las riendas del primer equipo blaugrana en la temporada 75-76, puso como condición seguir entrenando a los juveniles y también seguir cobrando lo mismo.

El siguiente en hablar fue el hijo del homenajeado, Luis Ruiz, que explicó diversas anécdotas y cuyas palabras emocionaron a todos los asistentes, en especial a Amalia, esposa de Laureano Ruiz. "A raíz de este homenaje me he enterado de cosas de mi padre que no sabía, como por ejemplo, que rechazó entrenar el Barça por dignidad".

Joan Laporta llegó al acto expresamente desde Ginebra y antes de partir hacia Madrid donde hoy presenciará el partido del Barcelona ante el Getafe desde el palco del Coliseum Alfonso Pérez. Por tanto, lo del presidente blaugrana podría denominarse una 'escala, homenaje' a una figura histórica del barcelonismo.

Laureano Ruiz recordó que Laporta ya había acudido a la presentación de uno de sus libros en 1998 cuando no era aún presidente. Por su parte Laporta quiso glosar la figura del Laureano más allá de lo futbolístico.

"Siempre me he dirigido a él como entrenador y creo que también hay que destacar su valor como forjador de personas. Creo que este homenaje le llega en el momento justo. En la plenitud de su carrera", apuntó el presidente blaugrana durante su intervención.

Recogió el testigo el homenajeado, quien visiblemente emocionado puso en práctica su teoría de jugar en equipo porque repasó todos y cada uno de los equipos e instituciones donde ha estado reconociendo los méritos de los que colaboraron con él.

Recordó Laureano que "una vez me fuí del Barcelona, Josep Lluís Núñez quiso ficharme en tres ocasiones y en las tres les dije que no. En una de ellas me quisieron fichar como cebo para conseguir a Iván De la Peña, pero yo me sentía comprometido con otro tipo de junta. El Madrid, también vino a por mí y le dije que no en tres ocasiones con el mismo propósito de fichar a Iván".

Todas estas vivencias quedan reflejadas en la película documental de Jordi Marcos "Laureano Ruiz, el fútbol-fútbol" que se pudo ver ayer antes de que el Barça ofreciera una recepción a todos los asistentes. No obstante, el propio Laureano advirtió que "esto no es el final, seguiré trabajando día a día y dentro de 25 años me pararé pensar si sigo hasta los cien".

El fútbol se lo agradecerá y no habrán homenajes suficientes para saldar la deuda del deporte con este sabio.

NO SE PIERDA LAS GANGAS DE LA SPORT TIENDA

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil