Sport.es Menú

Dos balones en el campo con el palo de Messi

MarK Clattenburg tuvo un error impropio de un árbitro profesional
MarK Clattenburg tuvo un error impropio de un árbitro profesional | sport

Albert Masnou (Enviado Especial)

Leo Messi

Inconcebible que la UEFA, con tantas cámaras de televisión grabando el partido, con tantos delegados en la grada, con tantos árbitros dentro y fuera del campo no se diera cuenta de lo ocurrido en el minuto 13 de partido. Cuando el Barcelona estaba atacando, cuando dominaba la pelota, cuando ponía en práctica el tiki taka y el PSG defendía en estático, desde la grada cayó un balón al campo, un segundo balón porque en ese momento Iniesta controlaba uno, el oficial del partido, en el ataque azulgrana.

El balón que cayó de la grada estuvo 5 segundos en el campo, no más. El necesario para que Rakiktic, posicionado detrás de Iniesta, le diera un puntapié para enviarlo otra vez fuera del campo. Mientras eso ocurría, Iniesta ya lo había pasado a Neymar y este a Messi. Y  el argentino, como cuando el pasado fin de semana en Sevilla, dio un paso adelante y mandó una rosca que superó a Sirigu pero no al palo. El balón salió rechazado ante una enmudecida afición. El árbitro, consciente o no de lo ocurrido con los dos balones, había dejado continuar la jugada. Cinco minutos después, el Parque de los Príncipes enmudecería por completo con el gol de Neymar y la lesión de Silva.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil