Sport.es Menú

Dembélé, más cerca de ser jugador del Barça

El secretario técnico del FC Barcelona ya intentó ficharlo la temporada pasada sin éxito

El jugador ya habría dado el OK y faltaría convencer al Borussia, que pagó por él 12 millones

Así juega Ousmane Dembélé | sport

Intimo amigo de Samuel Umtiti, con quien ha compartido muchos partidos en las selecciones inferiores de Francia, Ousmane Dembélé es uno de los grandes objetivos del FC Barcelona para reforzar la plantilla azulgrana de cara a la próxima temporada.
El actual jugador del Borussia Dortmund, que abonó por sus servicios 12 millones de euros al Stade Rennes francés la temporada pasada, siempre ha sido objeto de deseo por parte de Robert Fernández, secretario técnico del prime equipo del FC Barcelona. 
El club azulgrana, por cierto, tiene informes de Dembélé desde que empezó a acudir a la selección Sub-15 de Francia, por lo que es un futbolista muy conocido por los técnicos del Camp Nou.
De hecho, antes de abandonar la disciplina del equipo francés, donde transcurrió toda su formación desde que era infantil, Robert Fernández se reunió personalmente con él en Francia para intentar convencerlo de que fichara por el Barça.
Sin embargo, el extremo ambidiestro (conduce, regatea y dispara con ambas piernas) apostó por irse al Borussia Dortmund porque en Alemania le aseguraban ser titular y disputar de unos minutos que no tendría en el Camp Nou, donde la presencia de MessiLuis Suárez Neymar hace de parapeto para la llegada de otros futbolistas.

50 millones. Durante el día de ayer, la cabecera alemana ‘Bild’, tanto en su edición digital como impresa, informó de que el FC Barcelona ya había alcanzado un acuerdo con el representante del jugador, que firmaría por las próximas cinco temporadas. Por razones obvias, el club azulgrana no confirmó esta información.
También ‘France Football’, revista de gran prestigio, desveló algunos de los entresijos de esta operación, revelando que el FC Barcelona no llegaría nunca a abonar los 80 millones de euros que pediría el Borussia Dortmund, pero sí estaría dispuesto a pagar 50 millones fijos más otros 20 millones en concepto de variables.

Messi, más atrasado. La hipotética llegada de Dembélé al Camp Nou plantearía un primer ‘problema’ al nuevo entrenador azulgrana, Ernesto Valverde. Más allá de las rotaciones en las que deberán entrar los tres tenores (MessiSuárez Neymar), la titularidad del extremo francés solamente se contemplaría si el Barça apostara por ese dibujo táctico que se ha visto ya tantas veces: 3-4-3. En la pizarra, de inicio, Dembélé saldría como extremo derecho nato y Leo Messi se iría al centro del campo, detrás de los delanteros, para ejercer ese liderazgo en la creación y combinación a la que ya nos tiene acostumbrados. Por lo tanto, teniendo en cuenta que la gran mayoría de los rivales del Barça juegan solo con dos puntas natos, no sería descabellado apostar por esa distribución táctica.
El Barça tiene muy claro que por la banda derecha tiene la profundidad de Alba y el desequilibrio de Neymar y para la banda derecha quiere lo mismo. Un lateral con llegada y un extremo habilidoso. Queda la opción de Deulofeu si fallara Dembélé. El precio de uno y otro no es, obviamente el mismo. El Barça tiene una máxima: si puede, quiere a los mejores.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil