Dembélé, la llave que abre la puerta a un gran fichaje

El galo se niega a renovar y, a falta de un año de contrato, la intención es cerrar un traspaso

Todo lo que se ingresara por el extremo, se invertiría en la llegada de un delantero de nivel

Dembélé marcó el primer gol del Barça que guio a los culés hasta una remontada histórico | RFEF

Las declaraciones que hizo Dembélé hace unos días desde la concentración de la selección francesa sentaron muy mal en los despachos del Barça. Tanto que las intenciones han cambiado de forma drástica con él. El club quería y sigue queriendo renovar al extremo galo, pero su negativa a sentarse a negociar ha obligado a tomar una decisión firme: Ousmane está en el mercado y se escucharán todas las ofertas que lleguen por él.

Partida de póquer

Que alargue su vinculación de blaugrana es hoy una opción muy complicada, cada día más, pero tampoco parece nada sencillo encontrar la manera de que acepte salir. Su agente, Moussa Sissoko, así lo ha expresado en las últimas horas: “No espero que Dembélé se vaya del Barcelona”. Las posturas, así, están muy claras, pero eso no significa que el Barça opte por el inmovilismo. El delantero está en el mercado y se le busca equipo. El precio de venta estaría entre los 50 y los 60 millones de euros.

A sus 24 años y tras demostrar en el Barça su calidad (más allá de las lesiones), el jugador tiene un gran cartel a nivel europeo. A falta de un año de contrato, su precio es, obviamente, inferior al del pasado verano, pero sigue siendo una pieza con la que el club espera hacer caja. La partida de póquer está en marcha y entre las cartas con las que cuentan en el Camp Nou está reservarle una plaza en la grada cada partido. Nada que no haya ocurrido, por ejemplo, con Èric Garcia en el Manchester City. El central no quiso renovar porque su intención era regresar a Barcelona. A Dembélé le espera algo similar si sigue bloqueando la opción de alargar su contrato y tampoco quiere saber nada de un traspaso. En el Barça tienen claras sus intenciones: quedar libre el 30 de junio de 2022 y negociar su futuro sin ataduras pensando solo en su bolsillo.

Ingresar e invertir

El Barça no tiene un duro y, por ello, ha hecho los deberes con fichajes sin coste. Sin embargo, sí se ha previsto una partida económica pensando en operaciones en los que medie traspaso. A ella se le sumará todo aquello que pueda ingresarse de posibles ventas. Y Dembélé podría dejar en caja una cifra que, sumada a la candidad prevista, permitiría al club afrontar una operación con la que firmar a un delantero de primer nivel con perfil de estrella y que ilusione a la afición. Se espera hacer caja también con otros jugadores, pero la situación contractual del francés obliga a moverse de forma ágil este verano. El mensaje al futbolista es meridiano:_o renovación o venta. Si Ousmane no elige, la temporada se le hará muy larga, larguísima.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil