Dembélé y Coutinho, arropados por el vestuario

Messi se pasó los últimos minutos del partido ante el Girona buscando a Dembélé para que el francés se estrenara

Coutinho se ha integrado perfectamente y no es extraño verle llegar al Camp Nou o a la Ciutat Esportiva acompañado de Messi y Luis Suárez

Dembélé celebra con Coutinho el gol del brasileño ante el Girona
Dembélé celebra con Coutinho el gol del brasileño ante el Girona | VALENTÍ ENRICH

Son los dos fichajes más caros de la historia del FC Barcelona, pero eso no significa que lo tengan todo fácil. Primero, a principios de temporada, llegó Ousmane Dembélé  y meses más tarde, en la ventana invernal, fue Philippe Coutinho quien ‘aterrizó’ en un vestuario que les ha acogido con los brazos abiertos y que está haciendo todo lo posible para que su integración sea perfecta.

Dembélé lo ha pasado un poco peor que el brasileño, por su mayor inexperiencia, la presión que se le puso desde el principio por considerarle el sustituto de Neymar y las lesiones que le han ‘martirizado’ desde su llegada al Barcelona. Desde el primer momento, sus compañeros le consideraron una especie de ‘hermano pequeño’ al que había que guiar y tratar con cariño.

El idioma no fue tanto hándicap al contar en la plantilla con jugadores de habla francesa, como es el caso de Samuel Umtiti y Lucas Digne. El ex del Borussia Dortmund no se separaba de ellos ni un minuto, pero ahora ya se le ve a menudo con otros muchos integrantes del vestuario.

Al ‘mosquito’, además, también se le arropa mucho sobre el terreno de juego, donde cada vez se le ve con menos miedo y más dispuesto a mostrar el desenfado y la osadía en el regate que le hizo triunfar durante su meteórica temporada en la  Bundesliga.   

El sábado, ante el Girona en el Camp Nou, jugó su primer partido completo con la camiseta azulgrana y un hecho llamó la atención. Leo Messi le estuvo buscando sobre todo en los últimos minutos con la intención de que el francés estrenara su cuenta goleadora. No pudo ser, pero habla muy bien del vestuario y en especial del mejor del mundo.  

coutinho, uno más

Con el brasileño todo ha sido más fácil, pero también ha contado con el apoyo de un vestuario predispuesto por el bien del equipo. La amistad que Coutinho hizo con Suárez durante la etapa en el Liverpool fue su mejor salvoconducto. Sigue teniendo mucha relación con el uruguayo, incluso son vecinos, y a ellos se ha sumado Messi, que no tiene problemas en acercarlos al Camp Nou o la Ciutat Esportiva en su automóvil.

Con el otro ‘canarinho’ de la plantilla, Paulinho, también se lleva de maravilla, así como con el resto de jugadores por su carácter afable y humilde. Habla el castellano con fluidez y todo son facilidades para un jugador de los que se hace querer. Tanto Coutinho como Dembélé están arropados por un vestuario de categoría.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil