El Barça busca una salida para Rafinha

La secretaría técnica apura sus opciones de lograr un traspaso para el centrocampista

El jugador no se cierrra en banda, pero no aceptará una solución que solo beneficie al club

El confinamiento de Rafinha | Perform

Rafinha es uno de los futbolistas con los que el Barça está intentando aligerar la plantilla y su masa salarial. Le queda un año de contrato (su vinculación finaliza el 30 de junio de 2021) y en enero tendrá libertad total para negociar con quien quiera de cara a la próxima temporada.

Desde el club se está buscando la fórmula para que el centrocampista abandone la entidad antes del próximo 5 de octubre, día en el que acaba el mercado de fichajes de este atípico verano marcado por la pandemia del coronavirus. Se trata de un futbolista que Ronald Koeman no contempla en sus planes prioritarios para reactivar a la plantilla. El propio técnico ha demostrado con sus convocatorias que el jugador no forma parte del grupo de trabajo con el que quiera edificar su proyecto. No entró en sus planes durante la pretemporada y, aunque sí lo hizo ante el Villarreal, volvió a quedarse fuera ante el Celta.

El club lo tiene claro: está intentando encontrar la fórmula que beneficie a todas las partes para que Rafinha pueda abandonar la entidad. La pasada campaña se pactó ampliar un año más su contrato para salir cedido rumbo al Celta. Sin embargo, esta temporada está descartado por las dos partes repetir la operación. Además, pese al interés, en Vigo, tal y como aseguro Òscar Garcia en 'Rac1', el 'fair play' financiero impuesto por LaLiga les impide optar al blaugrana.

Así las cosas, el jugador está resignado a esperar hasta el mes de enero para negociar y plantearse su futuro con total libertad, sin el bloqueo que suponen las exigencias económicas impuestas por el Barça para facilitar su salida.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil