Sport.es
Sport.es Menú

España arrolla a Macedonia (31-20) en un recital de los 'Hispanos'

Gonzalo Pérez de Vargas, un muro, y una defensa casi perfecta anularon a los macedonios

España debuta en la Main Round del Europeo con un triunfo contundente en su mejor partido

Gonzalo Pérez de Vargas lideró a los Hispanos con una actuación memorable
Gonzalo Pérez de Vargas lideró a los Hispanos con una actuación memorable | EFE

Gonzalo Pérez de Vargas es el mejor portero del mundo. Así de sencillo. El meta toledano del Barça lideró un maravilloso debut de España en la 'Main Round' del Europeo, vapuleando sin contemplaciones a Macedonia por 31-20.

César Ger

FICHA TÉCNICA

Europeo de Balonmano

ESP

31-20

MKD

España

España: Gonzalo Pérez (1); Balaguer (1), Gurbindo (6), Sarmiento (2), Cañellas (1), Valero Rivera (1p) y Aginagalde (1) -equipo inicial- Corrales (ps), Solé (5, 1p), Alex Dujshebaev (2), Raúl Entrerríos (1), Dani Dujshebaev (-), Morros (-), Ariño (2), Gedeón Guardiola (3) y Adrià Figueras (5).

Macedonia

Macedonia: Rivstoski; Georgievski (1), Stoilov (4), Taleski (3), Jonovski (-) y Manaskov (4, 3p) -equipo inicial- Mitrevski (ps), Velkovski (2), Kiril Lazarov (1p), Pribak (1), Mirkulovski (-), Markoski (-), Kuzmanovski (2), Filip Lazarov (-), Popovski (2) y Peshevski (-)

Parciales cada cinco minutos

3-0, 6-1, 7-3, 10-5, 11-5 y 15-6 (30') 17-8, 20-10, 22-13, 25-14, 29-17 y 31-20 (Final)

Árbitros

Gousko y Repkin (Bielorrusia). Exclusiones a Manaskov por Macedonia; y a Gurbindo (2) y Dani Dujshebaev por España.

Incidencias

Varazdin Arena. Unos 4.000 espectadores con mayoría aplastante de macedonios.

Los Hispanos de Jordi Ribera rayaron a gran altura en el trabajo defensivo, logrando así escaparse en el electrónico desde los primeros compases del encuentro. Al final, aires de festival en un encuentro donde España rozó casi la perfección en muchos ámbitos del juego. El equipo arranca la segunda fase con una victoria sin contestación ante uno de los favoritos y presenta una seria candidatura

De entrada, la Macedonia que dirige el español Raúl González se presentaba como un rival temible pese a que en los cinco precedentes, el triunfo había sido español.

Buena defensa española

De salida, Viran Morros y Gedeón Guardiola se ubicaron al mando de la defensa, desquiciando desde el primer ataque a una Macedonia que tardó seis minutos en anotar, haciéndolo desde siete metros. Hasta casi el ecuador del primer primer periodo no llegó el primer gol balcánico en jugada, señal del maravilloso trabajo defensivo de los Hispanos. 

Bajo palos, Gonzalo Pérez de Vargas llegaba a un asombroso 62 por ciento de efectividad, con gol incluido en un ataque macedonio de 'empty goal', cerrando España treinta minutos que se recordarán por mucho tiempo con 15-6 a su favor. 

Y eso que los de Ribera no estuvieron del todo atinados en los muchos contragolpes que llegaron a generar.

Goles y espectáculo

En el segundo tiempo, pronto España alcanzó los diez goles de renta, 20-10, sumando goles y espectáculo ante una Macedonia que no sabía ya de qué manera encarar la estrategia defensiva de Jordi Ribera.

En un pabellón prácticamente macedonio al cien por cien en la grada, pero callado ante la superioridad de los Hispanos, el encuentro se fue consumiendo entre las paradas del muro culé de Toledo, salidas plácidas a la contra y algo de relajación en los compases finales, lo que permitió a Macedonia llegar a los veinte goles. Once de ventaja para una selección española que firmó un partido para recordar. 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil