Flick, el gran señalado

Flick, el gran señalado

Hansi Flick, seleccionador de Alemania, durante una rueda de prensa
Hansi Flick, seleccionador de Alemania, durante una rueda de prensa | AFP

La derrota de la selección alemana ante Japón volvió a complicarle la vida por segundo Mundial consecutivo

Japón remontó el tanto inicial de Gündogan desde los once metros

La derrota de la selección alemana ante Japón volvió a complicarle la vida por segundo Mundial consecutivo y dejó un gran señalado, el técnico Hansi Flick, que a su vez puso el punto de mira en errores de sus propios jugadores.

Las decisiones del técnico de Heidelberg acabaron por condenar a la 'Mannschaft' en un partido que encaminó bien con un penalti transformado por Ilkay Gundogan en la primera mitad y que pudo sentenciar con varias oportunidades que se fueron al limbo por falta de acierto o por una cuádruple parada del meta Shuichi Gonda.

Así estás las apuestas deportivas Mundial.

Retirar del césped del Khalifa International a los 67 minutos a Thomas Müller y Gundogan supuso el principio del fin. Ocho después Ritsu Doan firmaba el empate y, en plena descomposición germana, Takuma Asano, como su compañero jugador de la Bundesliga, culminaba en el 83 la campanada.

De nada le valió a Alemania la buena presentación de su joven figura Jamal Musiala. Acabó desfondado y también sustituido por Mario Götze, el héroe de la final de Brasil 2014, justo antes del 1-2.

Todas las decisiones adoptadas por Flick acabaron convirtiéndose en un despropósito, todo lo contrario que ocurrió con las tomadas por Hajime Moriyasu, el seleccionador japonés. Dos de sus cambios fueron los encargados de firmar la remontada y Takumi Minamino también tuvo una gran prestación.