Lewandowski entierra el gafe de su apellido en LaLiga

Lewandowski entierra el gafe de su apellido en LaLiga

Lewandowski definió a la perfección pese a estar en fuera de juego
Lewandowski definió a la perfección pese a estar en fuera de juego | AFP

En 1993 llegó a LaLiga Grzegorz Lewandowski, un centrocampista polaco que iba a para estrella del Logroñés, pero acabó en un fracaso mayúsculo

Ahora, 29 años después, otro Lewandowski, Robert, ya es el máximo candidato para ser el pichichi incluso por encima de Benzema

El fichaje de Robert Lewandowski por el FC Barcelona se ha convertido en una inyección de ilusión para su equipo y, de paso, para LaLiga, que tendrá en su competición a uno de los mejores jugadores del planeta. El delantero polaco llega con muchos objetivos en su mochila, pero uno de ellos resulta curioso y llamativo: enterrar el gafe que arrastra su apellido precisamente por la competición española. Porque Robert no es el primer Lewandowski que ha tenido LaLiga.

"Nadie ha tenido la delicadeza de venir a decirme las condiciones en las que llega Grzegorz Lewandowski. No sé nada, si está a prueba, si viene cedido, si le ficharon o si tiene los papeles en regla. Es una vergüenza". Quién hablaba así un 17 de diciembre de 1993 era Carlos Aimar, el entonces entrenador del Logroñés tras conocer la cesión de este jugador desde el Wisla Cracovia. El primer Lewandowski que hubo España.

Este centrocampista apenas llegó a participar en 15 partidos (un gol). Lewandowski cobraba 550.000 pesetas al mes (alrededor de 3.300 euros), además del pago de la casa y el coche, pero firmó pensando que sería más, despertó una ilusión tremenda, pero fue una gran decepción. Desde entonces ese apellido no se volvió a nombrar en España hasta ahora. Una esperanza enorme también ha generado Robert Lewandowski, el segundo jugador con este apellido que aterriza en LaLiga pero con un presagio que raro será que no se cumpla y lejos del gafe de Grzegorz en Logroño. Los pronósticos de Betfair prevén un año histórico del delantero del Barcelona.

Sus registros goleadores en la Bundesliga son totalmente inigualables. Aterrizó en el Borussia Dortmund en 2010, procedente del fútbol polaco, y en 2014 firmó por el Bayern de Múnich. Desde que llegó a tierras germanas ha disputado 571 partidos, en los que ha anotado 447 goles y ha repartido 114 asistencias. Tiene un promedio de contribución ofensiva durante las últimas 12 temporadas de casi un gol por partido. Una asombrosa regularidad que todavía le mantiene como uno de los mejores delanteros de la actualidad.

Fiabilidad para el pichichi y el Balón de Oro

Según los pronósticos de Betfair, que Lewandowski sea el máximo goleador de LaLiga se paga a 35% de probabilidades implícitas siendo el jugador que cuenta con mayor probabilidad de conseguirlo. Supera en expectativa a Karim Benzema que cotiza a 33% de probabilidades implícitas y es el jugador que aparecen en la segunda posición.

Que el Balón de Oro de 2022 va a ir a parar a Karim Benzema es un secreto a voces y nadie se plantea que no sea el francés el galardonado de la temporada. Para el de 2023 queda aún mucho tiempo, pero los movimientos en el mercado de fichajes prometen una lucha mucho más cerrada con Robert Lewandowski como gran referente del nuevo Barcelona y una amenaza para los aspirantes. Para muchos, el polaco se quedó de forma injusta sin el galardón de 2021 que se llevó Messi y tampoco recibió el de 2020 cuando no se otorgó por la pandemia.

La importancia del cambio de liga

Jugando en España aumentan las opciones de Lewandowski de llevarse el galardón ya que desde 2007 con Kaká en el Milan ningún jugador fuera de España o Inglaterra se ha llevado el premio. Si es cierto que Messi militó medio año en 2021 ya en el PSG pero el resto han sido futbolistas (Cristiano, Messi y Modric) jugadores que jugaban en Premier League o LaLiga cuando se han llevado el Balón de Oro. Según los pronósticos de Betfair, que Lewandowski se lleve el Balón de Oro de 2023 se paga a 6 por euro apostado y también supera aquí a Benzema (7.0) aunque no a Mbappé y Haaland que ocupan las dos primeras posiciones para ser el Balón de Oro de 2023.

Con este contexto difícil será que Rober Lewandowski no supere el legado de aquel Lewandowski del Logroñés. A los tres meses de aterrizar en Logroño, la guerra fría con el club por su salario acabó por romperse. Tras la comida del equipo previa a un partido en Las Gaunas contra el Rayo, Grzegorz Lewandowski abandonó la concentración al saber que Aimar no le pondría de titular. Desapareció varios días y no dio señales de vida, encerrado en su casa sin coger el teléfono. Se entendió como una huelga. Llega el momento del Lewandowski más fiable, el del Barcelona de esta temporada 2022-2023.

Temas