Consejos

RECOMENDACIONES

Consejos para evitar el hielo y la nieve en los cristales del coche

Utilizar cartones no es efectivo, además de servir para ensuciar la luna delantera.

Aparición de hielo en el coche.
Aparición de hielo en el coche. | PXHERE
@Gemmagf_

Durante el invierno, los coches se enfrentan a las bajas temperaturas y a las heladas, que pueden llegar a congelar una parte esencial para una perfecta visibilidad en carretera: los cristales. Por ello, es recomendable seguir varios consejos que eviten que el hielo y la nieve se conviertan en un problema grave para los vehículos. Contrariamente, no está de más descartar ciertos remedios caseros comunes por su baja efectividad y daños colaterales, según indican los especialistas de Alvato Luxury Detailing.

Colocar cartones o papeles en la luna delantera puede parecer un remedio eficaz. Sin embargo, no solo no evitará la aparición del hielo, sino que además ensuciará los cristales, haciendo que el remedio sea peor que el origen del problema.

Otra manera errónea de intentar eliminar el hielo es impregnando los cristales con alcohol o colonia, con la intención de evitar la adherencia y la formación del mismo. Este remedio puede llegar a eliminar el hielo, pero es un elemento que ensucia de manera notable las lunas delanteras, las traseras y las ventanillas.

Finalmente, el uso de la calefacción al máximo con el objetivo de que el calor actúe también es un remedio eficaz. Sin embargo, gastarás combustible de forma importante, por lo que tampoco es recomendable. Pero, entonces, ¿de qué manera podemos evitar la formación de hielo de manera efectiva y sin efectos secundarios?

Cuando nos encontremos con una situación parecida, deberíamos limpiar el exterior del coche con productos específicos basados en nanotecnología que repelen no solo el agua, sino la formación de hielo. De esta manera, se formará una capa débil de humedad en el cristal, en vez de hielo, que se elimina sin necesidad de rascar y con el movimiento del parabrisas.

Además, es importante recordar que tanto las lunas delantera y trasera, como los cristales y los espejos retrovisores pueden ser tratados con nanotecnología, además de la carrocería, con el fin de que el vehículo siga con sus elementos de seguridad activos en su totalidad.