VOLVO

Volvo detectará si el conductor está bajo los efectos del alcohol

Volvo limitará la velocidad de sus coches a 180 km/h e introducirá este y otros sistemas de seguridad la próxima década.

Volvo XC40.
Volvo XC40. | VOLVO

Motor Zeta

Uno de los objetivos más ambiciosos de Volvo es el de que, a partir de 2020, ningún conductor de un modelo Volvo de nueva generación muera o resulte gravemente herido en un accidente de carretera. Para ello, la firma sueca añadirá a sus coches una serie de sistemas de seguridad que buscarán cumplir con dicho objetivo, como la 'Care Key' o el recién anunciado sistema que detecta si un conductor está distraído o conduce bajo los efectos del alcohol o las drogas.

Según explica Volvo, en el 30% de las muertes por accidente de tráfico en Estados Unidos en 2017 había implicado un conductor bajo los efectos del alcohol o las drogas. La firma sueca pretende combatir estas situaciones con la instalación de cámaras y sensores dentro del habitáculo que detecten si el usuario está distraído o bajo los efectos del alcohol o las drogas a través de la monitorización de la dirección, la mirada del usuario y sus tiempos de reacción. 

En caso de que el vehículo determine que es el caso, el sistema alertará al conductor. Si no reacciona, el sistema contemplará acciones como alertar al servicio de asistencia Volvo on Call, limitar la velocidad del coche y, si fuera necesario, aminorar la marcha y estacionar el vehículo con seguridad. Aunque aún no se ha detallado cuántas cámaras y sensores intervendrán en el proceso y qué medidas concretas tomará el sistema, la marca pretende introducirlo de serie a partir de la próxima generación de vehículos basados sobre la plataforma SPA2 a principios de la próxima década.

Limitación de velocidad y 'Care Key'

Este sistema de detección de falta de atención o conducción bajo los efectos del alcohol y las drogas se sumará a la limitación de la velocidad máxima de todos sus coches a 180 km/h a partir de 2020 y a la 'Care Key'.

Volvo Car Key. | VOLVO

La 'Care Key' será otro sistema de seguridad de serie para los propietarios de Volvo a partir de 2021. La 'Car Key' permitirá al conductor establecer un límite de velocidad tanto para ellos mismos como para otros conductores del vehículo. La firma sueca pretende así reducir las posibilidades de siniestro por exceso de velocidad si el usuario debe dejar el coche a un familiar o a, por ejemplo, un hijo que se acaba de sacar el carné de conducir limitando su velocidad máxima. A su vez, el propietario puede decidir una velocidad de la que no quiere pasar cuando conduzca él mismo.

Todos estos sistemas se incorporarán a los modelos de Volvo a partir de la próxima década. Según confirma la misma marca, estos sistemas, además de ser ventajosos para la seguridad de sus propietarios y ocupantes, puden también suponer un ahorro, ya que está negociando con varias aseguradoras la posibilidad de ofrecer un seguro más asequible para los usuarios de coches equipados con estos sistemas de seguridad. Volvo afirma que espera que pronto pueda oficializar el anuncio de los primeros acuerdos con varias compañías de seguros.